Ferraz da libertad a Torres

29/05/2019

La dirección federal va a esperar a que sea el PSOE canario quien tras explorar todas las opciones traslade una propuesta ante la comisión de seguimiento de los acuerdos para someterla a aprobación mientras el partido en las islas destaca que las posiciones de la ejecutiva regional y Madrid están «alineadas» ante una situación en la que todas las posibilidades están abiertas.

La única premisa de la resaca electoral es que nadie descarta nada. A partir de ahí y ante el abanico de posibles alianzas que quedó abierto en Canarias tras el 26M, la dirección federal del PSOE ha dejado manos libres a Ángel Víctor Torres para que como claro ganador de las elecciones autonómicas abra conversaciones «con todos» para buscar un pacto que le permita convertirse en el próximo presidente del Gobierno canario.

No hay consignas ni líneas rojas. La preferencia compartida pasa por configurar un Ejecutivo progresista y desalojar a CC del poder después de 26 años, en línea con lo que vienen defendiendo los socialistas canarios y con el llamamiento al «cambio, cambio y cambio» que realizó el presidente en funciones, Pedro Sánchez, en su visita a las islas durante la campaña. Pero en vista de que los números no dan para configurar una mayoría de progreso -los diputados de PSOE (25), NC (5) y Sí Podemos (4) se queda a dos escaños de los 36 de la mayoría absoluta-, Ferraz ha dado carta blanca a Torres para que explore todas las opciones.

Y esas opciones pasan por sentarse a hablar con todos los partidos para sondear su disposición a sumar fuerzas y en qué condiciones. De momento, los socialistas miran a la ASG de Casimiro Curbelo, que con tres diputados tiene en su mano la posibilidad de inclinar la balanza. Pero Torres tiene plena libertad de Ferraz para abrir conversaciones también con el PP, con Cs e incluso con CC, aunque la opción de un pacto con los nacionalistas no entra de momento en los planes del PSOE y solo se abriría la posibilidad si los dos votos de CC en el Congreso fueran indispensables para investir presidente a Pedro Sánchez.

En línea con lo que adelantó el secretario de Organización y ministro de Fomento en funciones, José Luis Ábalos, tras la reunión de la Comisión Ejecutiva socialista cuando apeló a la necesidad de abordar individualmente las posibles alianzas en cada territorio de acuerdo a su singularidad, Ferraz mantiene que Torres tiene «plena libertad» para negociar. La dirección federal va a esperar a que sea el PSOE canario quien tras explorar todas las opciones traslade una propuesta ante la comisión de seguimiento de los acuerdos para someterla a aprobación. En principio, no habría objeciones a ninguna de las posibles fórmulas que Torres pueda poner sobre la mesa, porque Ferraz solo descarta cualquier pacto que vincule a la ultraderecha.

Por su parte, el PSOE canario coincide en destacar que las posiciones de la dirección regional y Ferraz están «alineadas» ante una situación en la que todas las posibilidades están abiertas. Respecto a las fórmulas que se barajan, en las filas de los socialistas isleños hay quienes apuestan por intentar un Gobierno en minoría, como el que le funcionó a Clavijo en la anterior legislatura, aunque otro sector lo ve como una alternativa «remota». Sin cerrarse a ninguna opción, el PSOE canario se propone apelar al «alma socialista» de Curbelo para que facilite la investidura de Torres. El líder de ASG no enseña aún sus cartas, aunque sí adelantado que para cerrar un pacto exigirá una consejería y formar grupo parlamentario.