El juez entrega al fin a AFA la casa que le fue ocupada ilegalmente

05/12/2018

La Asociación de Familias con Enfermos de Alzhéimer recibió ayer las llaves de la vivienda tras casi cinco meses de ocupación clandestina. La ONG tramita los permisos de su nueva residencia

ETIQUETAS:

El Juzgado de Instrucción número 3 de Arrecife hizo ayer entrega a los responsables de la Asociación de Familiares de Enfermos de Alzhéimer (AFA) de la vivienda de su propiedad situada en Tahíche, que llevaba varios meses ocupada ilegalmente. Según explicó el propio presidente de AFA Lanzarote, Manuel Ruiz, el Juzgado finalmente autorizó a mediodía de ayer que los responsables de la ONG propietaria del inmueble volvieran a tomar posesión del mismo.

La resolución judicial se adopta, después de que los últimos ocupantes que quedaban en el inmueble renunciaran a oponerse a la demanda de desahucio que en su día se interpuso para recuperar la propiedad ocupada.

Tras conocerse la resolución judicial, el propio presidente de AFA, Manuel Ruiz, anunció su intención de proceder lo antes posible a trasladarse hasta el inmueble, acompañado de un constructor, para proceder de inmediato al tapiado de las puertas y ventanas de acceso a la vivienda, para evitar que ésta vuelva a ser ocupada en los próximos días. Mientras, la entidad hará lo posible en los próximos días para reunir los permisos necesarios para reformar el inmueble, que como se sabe servirá para albergar una futura residencia para afectados por esta enfermedad.

La resolución de esta demanda de desahucio se ha demorado cerca de cinco meses, a pesar de la entrada en vigor el pasado 12 de junio de la nueva ley Ley 5/2018, de 11 de junio, de modificación de la Ley 1/2000, de 7 de enero de Enjuiciamiento Civil, más conocida como ley que regula el desahucio express para okupas, con la que se pretende agilizar el proceso para el desalojo de viviendas ocupadas ilegalmente.

La vivienda fue adquirida por AFA en 2016 y tras años tramitando los permisos para reformar el inmueble y transformarlo en residencia para afectados por Alzhéimer, cuando parecía que las licencias municipales estaban apunto de llegar, resultó ser ocupada por cerca de una treintena de personas, entre ellas una decena de menores, que previamente habían sido desahuciados de un complejo de apartamentos ocupados en Costa Teguise. Tras tomar posesión ayer de la casa, el presidente de la ONG mostró su satisfacción.