El acuario suma incondicionales

08/04/2018

El acuario Poema del Mar abrió sus puertas al público el pasado 8 de enero. Tres meses después ya cuenta con visitantes incondicionales, como muestran las 1.300 tarjetas anuales que lleva vendidas hasta la fecha. Además, ha ido en aumento el número de actividades de negocio que se desarrollan en su sala de conferencias.

Tres meses después de su apertura al público, el pasado 8 de enero, el acuario Poema del Mar puede presumir de tener un público fiel. Al menos así se desprende de las 1.300 tarjetas anuales que lleva vendidas en este periodo, como se informa desde la empresa responsable de las instalaciones. Este bono, con un coste de 50 euros en el caso de adultos residentes o de 37 en el de niños, permite visitar el recinto tantas veces como se desee a lo largo de un año -en el caso de no residir en las islas, el coste asciende hasta los 70 y 49 euros, respectivamente-.

Por eso no es de extrañar que en estos meses de andadura ya el recinto del muelle Sanapú cuente con incondicionales que han convertido su paso por el acuario en visita obligada casi a diario. Así, desde la empresa Loro Parque se apunta que se dan casas como el de un jubilado gran aficionado a la fotografía que acude con mucha frecuencia a hacer fotos de los diferentes ejemplares que se muestran en el recinto y que luego sube a una página de Facebook en la que recoge sus trabajos.

Además, apuntan a otra persona igualmente jubilada que se ha convertido en incondicional del acuario, especialmente a la zona denominada Deep Sea, una pantalla curva de metacrilato de 140 toneladas de peso, 36 metros de largo y siete metros de alto que muestra en su interior el gran océano.

Pero al margen de los visitantes habituales y de aquellos que acuden de manera puntual -tanto turistas como locales-, el Poema del Mar también se ha convertido en un punto propicio para el desarrollo de actividades relacionadas con el mundo de los negocios. Así, desde la empresa responsable de la actividad se apunta que los desayunos y almuerzos de trabajo que se llevan a cabo en el restaurante del recinto han ido creciendo en número y que lo mismo sucede con las diferentes actividades que llevan a cabo las empresas en su sala de conferencias.

Respecto a esta última circunstancia, se apunta que han crecido los grupos empresariales que optan por sumar a su evento laboral una comida en el recinto y la posterior visita al mismo, como complemento. Ademas, se asegura que esta posibilidad resulta tan atractiva que acuden empresas radicadas en otras islas o en la Península.

Otro de los aspectos que cuida el recinto es el de la educación y la concienciación, por eso oferta visitas guiadas para grupos de escolares y otros colectivos en las que se desgranan todos los secretos del acuario.

  • 1

    ¿Le parece correcto que la próxima cabalgata del carnaval en Las Palmas de Gran Canaria vuelva a salir de La Isleta?

    Sí.
    No.
    Ns / Nc.
    Votar Ver Resultados