La línea aérea de Chira-Soria, por el lecho del barranco y por el nuevo túnel

14/05/2019

El Cabildo reclamará que el tendido de alta tensión bajo la senda de la GC-505 hasta el túnel de acceso a las cavernas. Quiere que la tubería de impulsión discurra por el cauce.

El trazado de la tubería que impulsará agua desalada desde la costa hasta el embalse de Soria canalizado por el cauce público del barranco de Arguineguín y el de la línea eléctrica de alta tensión para la evacuación de la energía soterrado bajo la senda peatonal que el proyecto prevé junto a la carretera GC-505 para esconder la tubería de impulsión. Y en ambas casos hasta empatar con el nuevo túnel de acceso hasta las cavernas, por el que discurrirán una y otra el resto del recorrido.

Esa es la alternativa que el Cabildo ha encontrado para reclamar a Red Eléctrica de España (REE) el soterramiento íntegro de la línea de 17,69 kilómetros de longitud (17,08 de ellos al aire libre y 9,5 a través de la ZEC Macizo de Tauro II) que el proyecto reformado de construcción de la central de Chira-Soria propone para evacuar la energía generada hasta la subestación de Santa Águeda.

La solución ideada por el Cabildo figurará en las alegaciones que presentará al proyecto en exposición pública, y que ultima una comisión de técnicos de varias consejerías, y no coincide con ninguna de las cuatro opciones barajadas para el trazado de la línea de alta tensión. Dos de esas alternativas son básicamente aéreas y las otras dos son mixtas, aéreas y subterráneas, y proponen que la línea discurra en parte por el lecho del barranco de Arguineguín, pero no junto a la carretera.

De esas cuatro opciones estudiadas en el proyecto reformado de REE solo una de las dos mixtas recoge la posibilidad de utilizar el nuevo túnel de acceso a las cavernas de la central, que nace a la altura de Las Filipinas, subiendo por la GC-505, para soterrar parte de la línea eléctrica de alta tensión. En concreto propone una galería dedicada paralela al túnel.

El trazado para la línea eléctrica que reclamará el Cabildo aprovecha la senda peatonal que el proyecto propone crear para esconder debajo la tubería de impulsión del agua desalada hasta Las Filipinas. Esa impulsión tiene 21,24 kilómetros de longitud divididos en dos tramos, el primero de 17,03 kilómetros entre la desaladora de Arguineguín y Las Filipinas y el segundo de 4,22 kilómetros de largo, con ayuda de una segunda estación de bombeo intermedia, a través del túnel de acceso.