El Estatuto enfila su recta final

26/07/2018

La reforma del sistema electoral y el anclaje del REF son las principales incorporaciones al texto de la propuesta aprobada con el voto de PP, PSOE, CC y NC y la abstención de Podemos y Ciudadanos.

La Comisión Constitucional del Congreso aprobó la reforma del Estatuto de Autonomía de Canarias con el voto a favor de PP, PSOE, CC y NC y la abstención de Unidos Podemos y Ciudadanos. La propuesta será ahora elevada al pleno de la Cámara, que lo debatirá en septiembre, para pasar después a trámite en el Senado, con el objetivo compartido por todas las fuerzas políticas de que quede definitivamente aprobado y entre en vigor en torno al mes de noviembre.

Bajo la presidencia del diputado del PP Jesús Posada, la Comisión Constitucional ratificó el dictamen de la ponencia con importantes modificaciones respecto al texto remitido por el Parlamento canario incorporadas mediante enmiendas, en la mayoría de los casos pactadas por varios grupos.

Entre las principales mejoras destaca la desvinculación de los recursos del REF del sistema de financiación autonómica, un «hito histórico» que todos los partidos señalan como uno de los grandes logros de este Estatuto, porque ancla el fuero de las islas con el máximo rango legal e impide futuras interpretaciones arbitrarias en contra del derecho reconocido de Canarias a que se compense el sobrecoste de la lejanía sin merma de los recursos destinados a sufragar los servicios básicos esenciales.

El otro gran acuerdo incorporado al Estatuto durante el trámite en el Congreso es la reforma del sistema electoral, que tras meses de debate se incluyó en los términos pactados por PP, PSOE y NC en el Parlamento autonómico: ampliación a 70 escaños, un diputado más para la isla de Fuerteventura y lista regional de 9 diputados, acompañada de la bajada de barreras de acceso al 15% de los votos en el ámbito insular y al 4% autonómico. El texto aprobado insta además a la Cámara regional a que en tres años apruebe una ley electoral en los mismos términos recogidos en la disposición transitoria, aunque la entrada en vigor del Estatuto permitirá aplicar ya el nuevo sistema electoral de lista regional en 2019.

La satisfacción de los portavoces de PP, PSOE, CC y NC por haber logrado sacar adelante el Estatuto pese a las notables diferencias iniciales contrastó con la «decepción» de Podemos y Cs, que coincidieron en lamentar la «gran oportunidad perdida» para acometer una reforma más profunda ajustada a lo que ambos grupos consideran que son las necesidades reales de la Canarias del siglo XXI.