Autorizado el abono de 11 millones a las navieras por descuento de residentes

Desde abril hasta junio de este año, las principales navieras que operan en Canarias movieron a más de 996.000 pasajeros residentes entre las islas

EFE Santa Cruz de Tenerife

El Consejo del Gobierno de Canarias ha autorizo este jueves el abono de 11.421.190 euros a Fred Olsen y Naviera Armas por el descuento de residentes del segundo trimestre de 2022.

Desde abril hasta junio de este año, las principales navieras que operan en Canarias movieron a más de 996.000 pasajeros residentes entre las islas, superando las cifras del mismo periodo de 2019 previo a la crisis sanitaria, se indica en el acuerdo.

El Consejo de Gobierno, a propuesta del consejero de Obras Públicas, Transporte y Vivienda, Sebastián Franquis, aprobó este jueves el abono de 11.421.790 euros a las navieras, en concepto de reintegro del 25% que corresponde abonar a la Administración de la Comunidad Autónoma de la subvención del 75% para residentes canarios por los viajes marítimos interinsulares realizados durante el segundo trimestre de 2022.

Ese reembolso a las dos principales navieras que operan en Canarias corresponde a la subvención otorgada a 996.756 personas residentes en las islas que optaron por realizar viajes interinsulares a través de estas compañías marítimas.

Estos viajes corresponden a los meses de abril, mayo y junio de 2022 y certifican un incremento de la movilidad frente al registro previo en la misma temporada de 2021, cuando optaron por este transporte 586.977 pasajeros.

Además, estas cifras del segundo trimestre de 2022 consolidan la recuperación de la conectividad interinsular tras las restricciones por la crisis sanitaria de la covid-19, ya que este año optaron por viajar en barco 23.000 residentes más que en el mismo periodo de 2019.

La partida presupuestaria es preceptiva de la autorización del Consejo de Gobierno de Canarias, al tratarse de una cantidad superior a los dos millones de euros.

Los abonos se realizan con carácter trimestral a todas las navieras que operan en el Archipiélago, en virtud del Decreto 222/2000, de 4 de diciembre, por el que se establece el régimen de bonificaciones al transporte marítimo interinsular de viajeros residentes en Canarias, contribuyendo el Ejecutivo autonómico con el 25% del total.

El 50% restante de esta bonificación, hasta completar el 75% del valor del billete de los viajeros, corresponde abonarlo al Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana.

Con el abono de estas partidas a las compañías marítimas que operan en las ilas, el objetivo del Gobierno de Canarias es minimizar los efectos de la doble insularidad, ofreciendo un servicio óptimo tanto en la calidad como en frecuencia y apostando por la conectividad interinsular en el Archipiélago.