Continúa el juicio de violación grupal en los sanfermines

14/11/2017

A las diez de la mañana, la hora señalada, un funcionario ha salido al pasillo para pedir a los letrados de las partes que esperaban separados de la prensa tras un cordón policial que entraran en la sala.

La segunda sesión del juicio por la violación grupal en los sanfermines de 2016 ha comenzado a la hora señalada con el testimonio de la denunciante, una joven madrileña que tenía 18 años cuando ocurrieron los hechos.

A las diez de la mañana, la hora señalada, un funcionario ha salido al pasillo para pedir a los letrados de las partes que esperaban separados de la prensa tras un cordón policial que entraran en la sala.

Se espera que el testimonio de la presunta víctima se pueda prolongar entre dos y tres horas, dado que en total son siete las partes: Fiscalía, acusación particular, Gobierno de Navarra y Ayuntamiento de Pamplona como acusaciones populares y las tres defensas de los cinco imputados.

La defensa de la joven madrileña, que ha llegado alrededor de las 9:30 horas al Palacio de Justicia de Pamplona en un vehículo de la Policía Local, intentó que esta pudiera testificar por videoconferencia, pero la Sección Segunda de la Audiencia de Navarra rechazó la petición.

Agustín Martínez Becerra, el abogado que defiende a tres de los acusados, ha dicho a la prensa a su llegada al Palacio de Justicia que hoy será "un día importante".

Tras decidir celebrar el juicio a puerta cerrada para proteger la intimidad de la denunciante, para esta sesión, la única en la que se espera la presencia de la víctima, el tribunal ha adoptado también otras medidas de seguridad.

Así, la joven no tendrá ningún contacto con los imputados, que se encuentran en distintas dependencias y seguirán su declaración por vídeo.

La segunda sesión del juicio terminará con la declaración de la pareja que encontró en la madrugada del 7 de julio a la madrileña llorando, sentada en un banco cerca del portal en que supuestamente fue violada, y dio aviso al 112 SOS Navarra.