Los ayuntamientos no dan alternativas al abandono animal

11/08/2018

La situación en las islas es insostenible. Así lo aseguran varias protectoras de animales que se confiesan desbordadas por la cantidad de animales abandonados que se ven obligados a recoger cada año de la calle y se quejan de la falta de apoyo por parte de los ayuntamientos.

De acuerdo con el artículo 17 de la Ley L8/1991 sobre la protección de animales, «corresponderá a los ayuntamientos la competencia de recogida de animales abandonados» o bien concertarán estos servicios con el cabildo insular competente o entidades protectoras que se presten a tal fin.

Sin embargo, la realidad es que el abandono de animales va cada vez más en aumento y la solución no parece venir de la mano de las administraciones públicas. «Lo que falta es información y difusión», asegura Alejandro Molina, uno de los creadores de Leales.org, una joven web originada en Telde que en año y medio ha conseguido más de 1.000 «finales felices» para perros y gatos que necesitaban ser adoptados. «Estamos muy contentos, pero la proporción sigue siendo pequeña».

Gran Canaria ostenta el récord estatal con 10.000 abandonos anuales

Curiosamente, el mismo municipio que les vio nacer es uno de los que menos apoyo ha prestado a la iniciativa, asegura Molina. «Hemos hablado con el Ayuntamiento y no tienen ninguna voluntad de darle difusión a una web que no sólo es gratuita, sino que ayudaría a reducir la cantidad de trabajo, porque cualquier puede publicar en ella», explica.

A través de su plataforma y de manera segura, usuarios particulares, protectoras, albergues y otras entidades pueden subir a la web fotos y datos de los animales perdidos, encontrados o de los que ya no se pueden hacer cargo de manera centralizada. Las difusiones de este tipo de casos suelen ser muy fragmentadas y relegadas exclusivamente a Facebook, por lo que a veces ni siquiera llegan a los canales adecuados. «El reciente caso de los 60 perros que albergaba un señor en una finca en Telde es un claro ejemplo de cómo se te puede ir de las manos la situación si desconoces los procedimientos y encima la administración pertinente no se hace cargo».

Interés divulgativo

«La mayoría de ciudadanos no saben que debería existir un depósito municipal donde poder ir a buscar a sus animales», afirma Alejandro Molina. Una exigencia del Cabildo que algunos se niegan a cumplir por diferentes motivos, y sin embargo, en toda la isla de Gran Canaria, solo ocho municipios han incorporado una ventana a la plataforma de Leales.org en sus portales oficiales como medio de difusión: Maspalomas, Arucas, Ingenio, Mogán, San Bartolomé de Tirajana, Teror, Valsequillo y Gáldar. Frente a ellos, Agüimes, Santa Lucía de Tirajana, Telde no han mostrado interés y Agaete y Las Palmas de Gran Canaria aún están pendientes de una reunión informativa.

Los ayuntamientos no dan alternativas al abandono animal

«En realidad estamos haciendo su trabajo de manera voluntaria, y resulta que nos prestan más atención en la Península que aquí», señala Molina. Actualmente, en la página existen más de 4.000 publicaciones, de las que 2.489 pertenecen a la isla. Muchos de los casos, cuenta, podrían solventarse gracias a la divulgación de las publicaciones. «El contacto entre ciudadanos permitiría reunir a animales encontrados con sus dueños o reubicar a aquellos de los que ya no pueden hacerse cargo. Es una alternativa al abandono», asegura Molina.

De hecho, el modus operandi de los ayuntamientos, indica, es trasladar a los animales casi directamente a Bañaderos, donde después del plazo de 21 días pueden ponerlos en adopción, pero donde también existe la posibilidad de sacrificarlos. Un centro que, además, está colapsado continuamente (con muertes incluidas) al igual que muchas protectoras.

Esta situación ha llevado al Cabildo a prohibir la entrada, desde el pasado año, a los animales abandonados con chip, pero sin ninguna alternativa para retenerlos en condiciones saludables. Solo Ingenio dispone de un centro de atención temporal (Ceta).

Canarias, el peor lugar para abandonar un animal

Las islas son un paraíso para los turistas por sus condiciones de buen clima, pero precisamente estas bondades son tremendamente dañinas para el control de animales, especialmente en verano. En primer lugar, porque el calor propicia una mayor tendencia natural al apareamiento de los animales, de ahí que se generen más camadas a final de año que en cualquier otro lugar, asegura Alejandro Molina.

Luego, por el aislamiento geográfico, lo que impide a los animales moverse a otros territorios y aumentar la concentración por área. «De hecho, ostentamos el récord de abandono por persona en toda España». Y finalmente, las condiciones económicas y la falta de alternativas provocan un aumento del número de animales dejados a su suerte en las calles. Según datos del balance de gestión del albergue insular de animales, el pasado año se saldó con 10.000.

  • 1

    ¿Cree que Canarias debería dar la tarjeta sanitaria a los sin papeles?

    Si
    No
    Ns / Nc
    Votar Ver Resultados