Una enorme tortuga aparece muerta en Amadores

14/05/2019

Una tortuga laúd (Dermochelys coriacea) sin vida fue avistada este lunes a una milla de la costa de Amadores, en el sur de Gran Canaria. Por las dimensiones que presentaba se cree que se trata de un ejemplar ya adulto, pues alcanzaba los 1,5 metros.

Un ejemplar de tortuga laúd (Dermochelys coriacea) apareció muerto y a la deriva en torno a una milla de la playa de Amadores, en el sur de Gran Canaria. El animal fue avistado por el barco de observación de cetáceos Multiacuatic, que tiene su base de operaciones en Puerto Rico. La tripulación de este barco asegura que no es frecuente encontrarse con este tipo de reptiles. «En los últimos diez años nos hemos encontrado con tres ejemplares, dos muertos y otro vivo, pero con un sedal en la boca», explican estas fuentes.

La tortuga laúd es la mayor de las tortugas marinas que habitan en el mundo, pudiendo superar los dos metros de longitud y pesar unos 600 kilos de peso. Sus aletas frontales pueden llegar a medir dos metros.

En el caso del ejemplar localizado este lunes, medía alrededor de 1,5 metros, de ahí que los expertos consultados por este periódico manifestaran que puede tratarse de un adulto. Debido a sus dimensiones, la tortuga laúd no pudo ser llevada a tierra por lo que se desconoce la causa de la muerte.

Según el Gobierno de Canarias, la presencia de la tortuga laúd en aguas del archipiélago «es común», en especial en los años que hay mayor proliferación de aguavivas, de las que se alimenta.

Manuel Carrillo, de Canarias Conservación, explicó que se trata de «la única especie de tortuga cuyas puestas están confirmadas en Canarias, en concreto en Fuerteventura».

Desde el centro de recuperación de fauna silvestre del Cabildo de Gran Canaria, Pascual Calabuig explicó que este año ya se sacó del mar un ejemplar que varó muerta en la zona de San Felipe, en el norte de la isla. «Pasan bastante por Canarias pero no se ven cerca de la costa», indicó el especialista, con amplia experiencia en el tratamiento de quelonios heridos y rescatados del mar.

Por su parte, el director del centro de Biodiversidad y Gestión Ambiental (Bioges) de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria, Ricardo Haroun, resaltó que se trata de «una especie muy interesante y con graves amenazas para su conservación a nivel global».

En Canarias, aparte de la tortuga laúd se ha constatado la presencia de otras especies como la tortuga boba (Caretta caretta), la verde (Chelonia mydas), la carey (Eretmochelys imbricata), la olivácea o golfina (Lepidochelys olivacea) y la lora (Lepidochelys kempii).

  • 1

    ¿Hace falta más presencia policial nocturna en las zonas turísticas para acabar con las peleas juveniles?

    Sí.
    No.
    Ns / Nc.
    Votar Ver Resultados