Teror cerrará el casco a vehículos la tarde y noche de la víspera del Pino

04/09/2018

La villa espera una afluencia de más de 200.000 personas. El alcalde atribuye la medida a razones de seguridad. También se cerrará al tráfico por completo la GC-21 durante siete horas

El casco de Teror será un fortín para la fiesta del Pino durante la tarde y noche de la víspera del día grande de la patrona de Gran Canaria. Es una de las novedades en materia de seguridad de esta nueva edición, como recordó ayer el alcalde de la localidad mariana, José Luis Báez, tras su visita al Cabildo. Las vías del centro urbano, transitables en años anteriores para residentes y vehículos con pases especiales, serán en esta ocasión coto exclusivo de peregrinos, feligreses y romeros desde las 17.00 horas de este viernes, 7 de septiembre, hasta las 05.00 de la madrugada del día 8.

Báez atribuyó la decisión a un intento de la organización de reforzar la precaución ante la más que previsible aglomeración de personas que vivirá el casco esa noche. No en vano, el primer edil anuncia que el municipio se prepara para recibir a más de 200.000 visitantes. Pero también, y a preguntas de los periodistas, vinculó este blindaje del casco a las recomendaciones en materia de seguridad producto de la alerta antiterrorista. «No creo que cause mayor perjuicio, aunque en casos de urgencia se dejará entrar o salir a quien lo necesite», aclaró el alcalde.

Báez hizo ayer estas declaraciones justo después de ser recibido por el presidente del Cabildo, Antonio Morales, ante el que acudió, como viene siendo tradición, para invitarle oficialmente a las fiestas. Aprovechó el desplazamiento a la capital e hizo lo propio con la delegada del Gobierno de España en Canarias, Elena Máñez, con la que además tuvo la oportunidad de ultimar algunos de los detalles de un dispositivo de seguridad que estará conformado por 1.000 efectivos.

Entre las medidas también aprobadas semanas atrás por la Junta de Seguridad de las fiestas del Pino figura el cierre temporal a la circulación de vehículos de la carretera GC-21, la que enlaza Tamaraceite, en la capital, con Teror, desde las 19.00 horas del 7 de septiembre a las 02.00 de la madrugada del día 8. Es decir, en esas horas será enteramente peatonal. No podrán pasar ni las guaguas de Global, solo los vehículos de emergencias y de seguridad. Ya se implantó el año anterior. Los que acudan en coche a Teror en esa franja deberán acceder desde San Mateo o desde Firgas. El resto de las horas, desde las 09.00 del día 7 a las 15.00 del 8, funcionará en sentido único desde la capital hasta Teror. La carretera hacia Arucas, la GC-43, como todos los años, sí estará abierta al tráfico todo el tiempo, pero solo en sentido bajada.

Sin envases de cristal.

Y como cualquier precaución es poca, este año el alcalde ha vuelto a emitir un bando en el que se prohíbe el uso en la fiesta de cualquier tipo de material que se pueda considerar peligroso (vasos y botellas de cristal, artículos pirotécnicos u objetos contundentes). Báez apeló al civismo y al uso del transporte público. Global ha preparado un dispositivo especial del 7 al 9 que incluye a 320 guaguas y 500 conductores.