La Administración tiene más de 2.200 plazas públicas vacías

13/02/2019

El Instituto de la Vivienda y la Consejería de Política Territorial se mantienen con una plantilla que está funcionando a la mitad. El Gobierno recuerda que las oposiciones están en marcha

A pesar de que el Gobierno autonómico tiene en marcha varios procesos de acceso a la Administración Pública, ésta sigue en el entorno de las 2.000 plazas vacantes.

La diputada de Podemos, Concha Monzón, puso ayer sobre la mesa de la Comisión de Gobernación que se desarrolló en presencia del consejero de Presidencia, José Miguel Barragán, que hay 2.201 plazas públicas aún sin estar ocupadas, 325 menos que en 2018.

En términos porcentuales respecto del global -59.665 puestos-, las vacantes representan un 3,69% pero la situación en la que se encuentran algunos departamentos del Gobierno llamaron la atención de Monzón. Así, en el Instituto Canario de la Vivienda el 40,25% de las plazas están vacías -solo hay 64 trabajadores en activo-, en el Servicio Canario de Empleo (SCE), el 36,83% y, lo más llamativo: en la Consejería de Política Territorial, Sostenibilidad y Seguridad el volumen alcanza el 52,29%.

«Todos conocen las dificultades que ha habido en materia de Función Pública -respondió el consejero-. Estamos intentando hacer todas las convocatorias públicas de empleo de 2015, 2016 y 2017», recordó y añadió lo «agotadísimas» que están algunas listas de reserva.

En este sentido, Barragán afirmó que el problema no es solo de la Administración autonómica, «afecta también a otras instituciones como los cabildos».

Monzón denunció igualmente casos de funcionarios interinos que están siendo nombrados para ocupar plazas que están por encima de funcionarios de carrera, en departamentos para los que además, no se presentaron.

El consejero indicó que todos los departamentos del Gobierno están en plena elaboración de las relaciones de puestos de trabajo que además, deben seguir una serie de directrices que ha aprobado el Ejecutivo recientemente.

Sobre dicho acuerdo, los diputados del resto de los grupos parlamentarios criticaron a José Miguel Barragán, el hecho de que el Gobierno no lo haya publicado en el portal de transparencia.

En cualquier caso, algunas señorías coincidieron con la representante de Podemos en que tanto las directrices como las relaciones de puestos de trabajo están siendo «impuestas» por el Gobierno, sin participación de los representantes sindicales. Barragán espera negociar y alcanzar un acuerdo sobre la reforma de la Función Pública cuya presentación anunció en breve.