Camioneros protestan ante el Parlamento con banderas contra el primer ministro de Canadá, Justin Tradeau, por imponer la vacunación obligatoria para cruzar la frontera a EE UU. / REUTERS

Camioneros cercan la capital de Canadá en una protesta antivacuna

El primer ministro, Justin Trudeau, y su familia se vieron obligados a abandonar el sábado su casa en Ottawa por motivos de seguridad

D. MARTÍNEZ

Miles de manifestantes se unieron al llamado 'Convoy de la Libertad' en Ottawa, donde cercaron la capital el domingo, por segundo día consecutivo, en protesta contra la inoculación obligatoria a los camioneros que cruzan la frontera entre Estados Unidos y Canadá, impuesta el pasado 15 de enero, y reclamando poner fin a las restricciones de vacunación en todo el país .

Los camioneros bloquearon las calles que rodean el edificio del Parlamento. La Policía investiga la «profanación» de varios monumentos en la capital, así como «el comportamiento amenazante, ilegal e intimidante hacia los agentes, trabajadores de la ciudad y otras personas, y los daños a un vehículo», apuntó la Guardia de Ottawa en Twitter.

El alcalde de Ottawa, Jim Watson, explicó que algunos manifestantes habían acosado al personal de un comedor social, exigiendo comidas gratuitas después de haber sido rechazados por los restaurantes por su negativa a llevar mascarilla en el interior del establecimiento. La ministra de Defensa, Anita Anand, indicó que los incidentes fueron «más que reprobables».

De hecho, el primer ministro, Justin Trudeau, y su familia se vieron obligados a abandonar el sábado -primera jornada de protestas- su casa en Ottawa por motivos de seguridad. Trudeau tildó estas manifestaciones de «inaceptables» y reiteró que «deben vacunarse o dejar de cruzar la frontera». En su opinión, «los canadienses se preocupan por su libertad, por sus derechos, y saben que la mejor manera de protegerlos es acabar con esta pandemia».

El jefe de la Policía Local, Peter Sloly, mantuvo que «la comunicación y la negociación se centran en que la gente entienda que la manifestación ya ha terminado».

La cámara de comercio y la coalición de fabricantes de Canadá, por su parte, instaron al Gobierno a suspender la vacunación obligatoria para evitar retrasos en las cadenas de suministro.