El 30% del tomate, obligado a salir a Europa en camiones

25/01/2019

Los retrasos que sufren los barcos de MSC en su regreso de África lleva a los exportadores a contratar a chóferes pese a ser mucho más caro

Las Palmas de Gran Canaria

Los retrasos de hasta tres días que sufren los barcos de MSC a su regreso de África obligan a los exportadores hortofrutícolas de Las Palmas a contratar, con cierta frecuencia, camiones para sacar el tomate y el pepino de las islas y llevarlo hasta Holanda y Reino Unido en perfecto estado. En la anterior campaña, la primera en que se prescindió de los barcos fletados y se optó por utilizar la línea regular de MSC para abaratar costes, el 30% de la fruta tuvo que salir en camión para conseguir que llegara en buenas condiciones a su destino.

En 4,5 días los tomates y pepinos llegan al Reino Unido mientras que a Holanda tarda una jornada más, el mismo tiempo que la línea regular de MSC pero con el doble de coste. Los camiones viajan en barco hasta Huelva y una vez en península van por carretera hasta llegar al destino. El servicio funciona con todas las garantías pero el coste duplica al de la línea regular, según explica el portavoz de Fedex, Gustavo Rodríguez.

«La mejor opción por precio es la línea regular de MSC, sin duda, pero a veces el retraso es demasiado y la fruta no puede esperar. Esto obliga a contratar camiones. Es preferible pagar algo más que el que se pierda al fruta», indica Rodríguez.

Según sus estimaciones, un contenedor en línea regular tiene un coste de 3.000 euros a Holanda y de 3.500 al Reino Unido. Teniendo en cuenta que la compensación al transporte ronda los 1.382 euros, los exportadores pagan por el TEU 1.500 ó 2.100 euros, según el destino.

Si la fruta va en camión, el coste de un contenedor es de 5.200 euros a Holanda y de 6.000 euros al Reino Unido. En este caso la subvención ronda los 2.000 euros, lo que arroja un precio para el exportador de 3.200 y 4.000 euros, respectivamente.

«Con un ejemplo gráfico, digamos que el barco fletado, ya descartado porque es muy caro, es como un taxi; la línea regular de MSC funciona como una guagua, con sus horarios y el camión es un servicio VTC», dice.