Jonathan Viera, ante el Oviedo. / laliga

El rey volvió al trono y la UD Las Palmas mete miedo: Viera vuela y con él todo es posible

Marcó la diferencia ante el Oviedo y ya es máximo goleador en solitario del equipo, con 12 goles y un total de cinco asistencias en 31 partidos

Kevin Fontecha
KEVIN FONTECHA Las Palmas de Gran Canaria

Unos nacen estrella y otros trabajan para tener luz propia. El caso de Jonathan Viera mezcla ambos conceptos. Desde pequeño destacó como nadie y luego el esfuerzo diario le colocó donde hoy está. El hecho de volver al equipo de su vida, la UD Las Palmas, cuando podía haber alargado su estancia y su cartera en China habla solo.

El choque ante el Real Oviedo, donde los amarillos se jugaban toda la temporada a vida o muerte, reivindica aún más su figura. Porque Jonathan se volvió a echar el equipo a la espalda y acabó decidiendo la contienda en otro ejercicio contra la lógica. Entre tres rivales arrancó y tuvo la cabeza tan fría como para dar un pase a la red cuando Femenías, guardameta del club asturiano, se le echaba encima y le abarcaba todo el espacio posible.

No se cansa de deleitar Viera, ovacionado y emocionado incluso cuando Pimienta, a tres minutos para el final de la batalla, decidió darle descanso y meter más piernas con Benito Ramírez. El público, con el estadio a reventar, le despidió como el ídolo de la hinchada que es. Como ese jugador que jamás se esconde cuando las botas tiemblan por el nerviosismo. Lo del capitán es poesía y solo hay que ver los piropos que, después de sacar al Oviedo de la promoción de ascenso, le llovieron desde Asturias.

Lleva 12 goles y cinco asistencias en 31 partidos esta temporada

Son ya 12 goles, 13 si se contara aquel que en LaLiga le dan a Raúl Navas, los de Jony en una campaña en la que llegó recuperándose de una lesión de rodilla, que le fracturaron un dedo del pie en el derbi y que también tuvo que parar por el coronavirus. Llega al tramo decisivo de la temporada, como en su día dijo, en condiciones de competir.

Quería estar así cuando «llegue mayo» y así está comandando la escalada de Las Palmas en la tabla clasificatoria. También ha regalado cinco asistencias. Pero todo va más allá. Es el líder nato del conjunto amarillo. Dentro y fuera del campo es una referencia. Balones al de La Feria, que todo es posible y la UD vuelva.