La alcaldesa, Carmen Hérnández, en una de las reuniones con los vecinos de Las Longueras. / c7

3,6 millones de inversión para renovar las 496 viviendas de Las Longueras

La alcaldesa presentó a los vecinos la obra de regeneración que será financiada por cuatro instituciones públicas y por los residentes

Juan Pérez Benítez
JUAN PÉREZ BENÍTEZ Telde

La alcaldesa, Carmen Hernández, mantuvo en los últimos días cinco reuniones con los vecinos de San José de Las Longueras para informarles del proceso de rehabilitación integral que se llevará a cabo en las 496 viviendas que conforman el barrio y que se construyeron entre 1955 y 1966. Este cambio de imagen será posible gracias a una inversión de 3,6 millones de euros.

La regente detalló a los diferentes representantes de las comunidades vecinales en qué consistirán las nuevas obras, que serán tramitadas, gestionadas y sacadas a concurso por la empresa pública de viviendas Fomentas. Asimismo les facilitó los formularios para recabar los permisos necesarios del resto de habitantes para comenzar con los trabajos tras la adjudicación.

Además, en los encuentros Hernández informó a los vecinos la manera en la que participarán en la financiación a través del recibo del agua, completando un 2,18% de la inversión total, es decir, que aportarán 79.000 euros de los 3,6 millones de euros que irán destinados a este plan de regeneración de los inmuebles del enclave. Además de la aportación vecinal, este proyecto que afecta a cerca de 1.200 habitantes se puede hacer realidad gracias al convenio ARRU, en el que cuatro instituciones públicas subvencionan el proyecto. Entre ellas se encuentra el Ayuntamiento, desde donde se impulsó la intervención en el barrio, que invierte 848.000 euros del total, además del Instituto Canario de la Vivienda del Gobierno de Canarias que aporta 1,15 millones de euros, otro millón lo pone el Consorcio de Viviendas del Cabildo de Gran Canaria y 467.000 euros que vienen directamente desde el Ministerio de Viviendas.

Los trabajos que se llevarán a cabo comprenden la intervención en la fachada de los 22 edificios con la pertinente demolición de las jardineras deterioradas, reparación de las marquesinas de acceso, tratamiento cromático, reparación de elementos estructurales afectados por la oxidación de las armaduras, reparación de fisuras y desprendimientos de revestiduras. Dentro del edificio, entre otros arreglos se sustituirá el cableado eléctrico, se repondrán los porteros y telefonillos de cada vivienda, así como se colocarán luces de bajo consumo en las escaleras.

En cuanto a los servicios municipales, se intervendrá en la red de saneamiento con una revisión y reparación de las zonas deterioradas, además de retirar los bidones de abastecimiento de agua de gran tamaño. Se repararán los soportes y posteriormente se colocarán bidones de menor capacidad. También se sustituirá la propia red de abastecimiento en las zonas necesarias.