Matías Berrocal, Alfredo Gonçálves, Pedro Rodríguez, Nieves Moreno y Gustavo Echeverri. / C7

La obra de la residencia de Guía continuará y se trasladará a los 26 usuarios

El grupo de gobierno de Guía y los técnicos justifican que el proyecto del complejo sociosanitario se lleve a cabo una vez que se despeje Tarazona

Patricia Vidanes Sánchez
PATRICIA VIDANES SÁNCHEZ Guía

La obra del futuro complejo sociosanitario de Guía, que incluye la total remodelación y adecuación a la normativa de la residencia Tarazona, no se paralizará por la negativa al traslado de algunos familiares de los 26 residentes.

Así lo indicó este miércoles en rueda el alcalde de Guía, Pedro Rodríguez, que estuvo acompañado por el teniente alcalde y concejal de Mayores, Alfredo Gonçálves; Matías Berrocal, arquitecto redactor del proyecto; Nieves Moreno, arquitecta y directora de obra; y Gustavo Echeverri, coordinador de seguridad y salud de las obras que se están ejecutando.

El alcalde compareció públicamente para justificar el inminente traslado de los residentes de Tarazona a centros públicos dependientes del Cabildo de Gran Canaria de forma temporal, con garantía de retorno, y durante los 4 meses que durarán las obras.

En todo caso, «si hay familiares que se niegan al traslado, lo pondremos en conocimiento de los servicios jurídicos», dijo Pedro Rodríguez. «El proyecto no se puede paralizar porque alguien considere que el centro público asignado en las mismas condiciones o mejores» no es adecuado. Por tanto, «serán los servicios jurídicos quienes digan cómo hacer efectivos esos traslados».

El primer edil guiense criticó la supuesta campaña de desprestigio que partidos políticos como CC y algunos familiares han llevado a cabo en los últimos días y justificó con informes técnicos la necesidad del traslado de los 26 residentes, muchos de ellos grandes dependientes, para que la obra de Tarazona se pueda llevar a cabo.

La técnico Nieves Moreno afirmó que la residencia Tarazona no cumple con la normativa de seguridad, «las camas no salen por las puertas de las habitaciones, no hay manera de sacar a los encamados en caso de incendio», explicó par que se entendiera la situación.

Tarazona no cumple la normativa actual

La residencia Tarazona o módulo 1 «no se acoge al reglamento obligatorio por el que todas las residencias se tienen que regir». Y hasta tal punto el centro ha quedado obsoleto que «las cabeceras de esas camas no están equipadas, es arcaico, no hay luces, hay regletas y cables colgando», explicó la arquitecta y directora de obra.

Otro problema «es la accesibilidad, las personas no están seguras», no hay aceras ni luminarias, lo que supone un grave peligro tanto para visitantes como para trabajadores. Esos «son los tres problemas fundamentales» que justifican la urgente necesidad de la obra de la residencia de Tarazona, explicó Moreno.

Y el responsable se seguridad del proyecto fue más allá, la obra no se puede llevar a cabo con los residentes dentro, ni tampoco se pueden trasladar al edificio nuevo, sin recepcionar y con el proyecto a medias.

Ante todo, dijo Gustavo Echeverri, «tengo que garantizar la seguridad y salud en la obra. Si llegáramos a trasladar a las personas al otro centro es imposible garantizar la seguridad de esas personas. Con más de 20 años de experiencia no puedo dejar que se comprometa mi profesionalidad. Es un tema de leyes, y no puedo dejar que se ejecute una obra con personal, tanto usuarios como trabajadores, en una obra en ejecución. Existe un peligro real y bajo mi responsabilidad no lo puedo aceptar».

Así pues, todo lo demás, afirmó el alcalde de Guía, es «afán electoralista» y un intento de manipulación.

Rodríguez recordó que para Guía es un hito haber logrado del Cabildo de Gran Canaria 9 millones de financiación para un centro sociosanitario que será, en palabras del arquitecto redactor del proyecto, «el mejor de Canarias».

El centro, que triplicará la capacidad asistencial, pasando de 30 a 94 usuarios de estancia fija, más otras 30 plazas de día, «es un culto a la vida», abierto al espacio rural, a las visitas y dotado con la última tecnología asistencial.