El incendio quemó entre 3 y 4 hectáreas, según las primeras estimaciones realizadas por el Cabildo. / C7

Controlado un incendio en Mogán que afectó a entre 3 y 4 hectáreas

Susto en Gran Canaria. En plena alerta por altas temperaturas se declaró este jueves un fuego cerca de la presa del Mulato, pero lo controlaron en tres horas

Gaumet Florido
GAUMET FLORIDO Mogán

Controlado. Así dejaron este jueves por la tarde los equipos de extinción el incendio que se declaró unas horas antes, sobre las 16.45 horas, a la altura del kilómetro 22 de la carretera GC-605, en el barranco de los Albarianes, cerca de la Presa del Mulato, en el término municipal de Mogán. Según las primeras estimaciones, la superficie afectada está entre 3 y 4 hectáreas. Lo que sí se desconoce por ahora es qué pudo provocar las llamas.

Poco más de dos horas después de que se declarara el conato de incendio, en torno a las 18.50, según informó el Cabildo en un comunicado, se pudo dar por estabilizado. Y una hora más tarde, sobre las 19.50, se declaró controlado, lo que quiere decir que todo el perímetro del fuego estaba rodeado por una línea de control, que puede ser una franja de terreno sin vegetación o con vegetación ya quemada. Con todo, no está extinto. Aún quedaban puntos calientes, por lo que los servicios de extinción siguieron trabajando en la zona durante toda la noche. Se quedaron haciendo guardia ocho efectivos de un equipo presa del Cabildo.

Junto a estos últimos, en el operativo participaron miembros de Protección Civil y bomberos del Consorcio de Emergencias de Gran Canaria de los parques de La Aldea y de Arinaga. También se activaron dos helicópteros del Gobierno de Canarias, aunque uno de ellos, que venía de La Gomera con otra cuadrilla de refuerzo, no fue necesario que interviniera finalmente.

Hacia las 18.00 horas los servicios de extinción pudieron empezar a liquidar los flancos y se concentraron en la cabeza del fuego, que, según el Cabildo, se situó en unos andenes de difícil acceso por tierra. Fue gracias a los medios aéreos cuando una hora después consiguieron estabilizar también esa zona.

La alcaldesa de Mogán, Onalia Bueno, informó de que la carretera que une Mogán con Tejeda, la GC-605, permanecerá cerrada al tráfico. «Gracias a que no hacía viento y a que tenemos unos servicios de extinción de primera», apuntó. También jugó a favor del operativo, añade la regidora, la cercanía de la presa del Mulato, que facilitó las cargas de agua del helicóptero.