Imagen de archivo de un puestero de la Cruz de Tejeda entre productos típicos y clientes. / Arcadio Suárez

El Cabildo inicia el desahucio de los puestos de Cruz de Tejeda

El Gobierno insular declara extinguidos los contratos y comienza el expediente de desalojo. Los puesteros no han entregado las llaves

Jesús Quesada
JESÚS QUESADA Las Palmas de Gran Canaria

El Cabildo ha decidido iniciar el desahucio de los puestos de venta de la Cruz de Tejeda, junto al parador nacional, que pretende remodelar pero cuyos ocupantes se niegan a entregar las llaves de los quioscos y a trasladarse provisionalmente a los quioscos metálicos colocados en el aparcamiento anexo.

El Consejo de Gobierno Insular declaró este lunes la extinción de los contratos de concesión de todos los puestos ocupados, vencidos desde julio del año 2020, incoar el expediente de desahucio administrativo y conceder diez días a los afectados para presentar alegaciones.

Las familias que trabajan en esos puestos s e han negado a desalojarlos en los dos requerimientos que se les han hecho y ahora, explica, el consejero de Presidencia, Teodoro Sosa, «no han querido trasladarse a las instalaciones provisionales» puestas por el Cabildo y dotadas ya de suministro eléctrico. Habían sido colocadas en marzo.

Puestos de venta provisonales instalados en el aparcamiento público de Cruz de Tejeda. / C7

Sosa agrega que el retraso en el desalojo impide acometer las obras de remodelación contratadas desde hace meses por otra consejería del Cabildo, la de Sector Primario, por lo que «corremos el riesgo de que la adjudicataria nos denuncie»

Un concurso público

También resalta que «hemos puesto motores y el cableado eléctrico» para dotar a los puntos de venta provisionales, que son containers metálicos, de suministro eléctrico y recuerda que los puestos de Cruz de Tejeda son patrimonio público y que su explotación debe someterse a un concurso público.

El consejero de Presidencia invita a los puesteros a entregar las llaves, ocupar los quioscos provisionales y presentarse al concurso para su concesión «que estamos preparando en paralelo y al que se pueden volver a presentar», detalla.

El Cabildo pretende reformar los puestos de Cruz de Tejeda cuando tenga las llaves. / Arcadio Suárez

Teniendo en cuenta que solo seis de los doce puestos existentes están ocupados, Sosa considera que «tienen muchas opciones de resultar concesionarios. Hay puestos de sobra en estos momentos».

No hay marcha atrás

En todo caso, aclara el también alcalde de Gáldar, el Cabildo no dará marcha atrás y tras el expediente de desahucio administrativo, y en caso de que no consiga así el desalojo, iniciará el desahucio judicial.