Borrar
Imagen del presunto asesino, Echedey León, pasando a disposición judicial. Juan Carlos Alonso
Crimen de Hoya la Negra

Santiago León murió como consecuencia de tres cuchilladas en el cuello

Tribunales ·

El detenido, su hijo Echedey León, pasó este viernes a disposición judicial y se investiga si había consumido drogas. Está en tratamiento psiquiátrico y fue llevado al Hospital Insular para un examen médico

Francisco José Fajardo

Las Palmas de Gran Canaria

Jueves, 1 de febrero 2024

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Santiago León, que murió a manos de su hijo Echedey León el miércoles en Hoya la Negra (Santa Lucía de Tirajana), sufrió tres cuchilladas profundas en el cuello que acabaron con su vida.

Según los datos recabados por este periódico, la agresión mortal con arma blanca se produjo la mañana del miércoles y la víctima presentó tres cortes profundos en el cuello que le originaron un shock hipovolémico, es decir, la muerte por pérdida masiva de sangre.

La investigación, en manos de la Guardia Civil, estaba pendiente también, entre otras cuestiones, de determinar si el supuesto parricida había ingerido drogas.

Según fuentes de la investigación, la agresión mortal con arma blanca se habría producido precisamente en el transcurso de una discusión entre Echedey León y su padre.

Además, el detenido está en tratamiento por un problema psiquiátrico. Tras su detención, fue trasladado al Hospital Insular, en la capital grancanaria, donde fue examinado por profesionales del área de psiquiatría, además de la realización de esas pruebas para determinar si había ingerido sustancias tóxicas.

Según declaró a este periódico un hermano del fallecido, los problemas entre padre e hijo eran frecuentes, pero nadie del entorno familiar sospechaba de un final violento como el que se desencadenó el miércoles.

La investigación fue asumida por el Grupo de Delitos Contra las Personas de la Policía Judicial de la Guardia Civil de Las Palmas. Hasta Hoya la Negra se desplazaron numerosos agentes, que acordonaron el lugar y tomaron pruebas para la investigación.

Noticia relacionada

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios