Sucesos

    Cargando reproductor ...
16/05/2018

Un vuelo de la compañía Ryanair con salida desde Gran Canaria en dirección a Santiago de Compostela terminó siendo intervenido por la Guardia Civil en el aeródromo gallego a petición de los tripulantes, después de que saltaran las alarmas de humo en los baños del aparato.

Intervenido un vuelo tras fumar un pasajero en el baño

Al parecer, un varón de entre 40 y 50 años activó la alerta en el interior del avión tras fumar tabaco en uno de los servicios. En cualquier caso, y según testigos consultados por CANARIAS7, el vuelo se desarrolló con aparente normalidad, ya que las alarmas solo pueden ser detectadas en la cabina de vuelo, pasando desapercibidas entre los pasajeros.

Sin embargo, y tras finalizar la maniobra de aterrizaje, la tripulación tuvo que esperar a la llegada de la Guardia Civil, la cual fue requerida para entrar en el avión.

«Por la megafonía del aparato una azafata nos advertía que se iba a retrasar la maniobra de salida porque antes había que resolver un problema porque un cliente se había puesto a fumar en los baños», aseguró uno de los pasajeros consultados por este diario. «La gente estaba sorprendida porque no nos habíamos enterado de nada, pero aseguraron que el incidente podía tener repercusiones penales».

Al final, la Benemérita se personó ante el asiento ocupado por el varón y le requirió documentos identificativos, pero no hubo más consecuencias. Los pasajeros acabaron saliendo a la terminal con una demora de apenas 15 minutos. Un susto importante que terminó en una reprimenda.