Las vacaciones de Alba, en manos del Poder Judicial

11/07/2018

El Tribunal Superior de Justicia de Canarias informa al CGPJ de la situación del juez, que sigue de baja por enfermedad y se fue a las Maldivas

El Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC) comunicó ayer martes al Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) que el magistrado Salvador Alba se encuentra en una situación que califica de «irregular», al haberse marchado de vacaciones al archipiélago de Maldivas pese a encontrarse de baja médica. Una vez confrontada «la solvencia de la información» publicada por Canarias Ahora el lunes [y por este periódico en su versión impresa], el alto tribunal canario se ha dirigido al órgano de gobierno de los jueces para que valore la procedencia de abrir un nuevo expediente al polémico magistrado, que está acusado de cinco presuntos delitos en la operación maquinada contra su compañera Victoria Rosell y sobre el que pesa una propuesta de expulsión de la carrera judicial que está paralizada hasta que se sustancie el proceso penal.

El TSJC ha remitido una copia del último parte de baja de Alba, de treinta días de duración, que fue presentado por el juez el 3 de julio. El Poder Judicial ha pedido información complementaria por correo electrónico.

A preguntas de este periódico, fuentes del TSJC han confirmado que el magistrado «no ha comunicado nada» sobre sus vacaciones de nueve días en las Maldivas (del 9 al 17 de julio, ambos inclusive) al TSJC ni ha presentado la autorización médica que se requiere para poder viajar estando de baja. El magistrado permanece de baja por enfermedad desde hace casi dos meses.

A pesar de que la apertura de juicio contra un juez lleva aparejada su suspensión hasta que se dicte una sentencia firme, en cualquiera de los dos sentidos (absolución o condena), el CGPJ aún no ha concluido el trámite que, con toda probabilidad, apartará temporalmente a Alba de la judicatura. Fuentes oficiales del órgano de gobierno de los jueces han informado este martes de que la expulsión provisional del magistrado tampoco ha sido incluida en el orden del día de la reunión del Consejo Permanente, por lo que deberá esperar, al menos, una semana más. Todavía no ha concluido el plazo de diez días hábiles que se le ha dado a Alba para que formule las alegaciones que considere pertinentes, ya que el Poder Judicial no pudo notificárselo formalmente hasta el viernes 29 de junio, un mes y medio después de recibir el auto de apertura de juicio oral.