El juicio de los catatónicos se aplaza a la espera de acuerdos

15/02/2018

Cuatro de los acusados del caso de los falsos catatónicos podrían alcanzar un acuerdo de conformidad tras la primera sesión del juicio celebrada ayer. El quinto de los encausados, el médico que presuntamente elaboró informes falsos para que los cuatro hermanos cobraran indemnizaciones y pensiones, podría no sumarse al acuerdo con el Ministerio Fiscal.

Francisco José Fajardo Las Palmas de Gran Canaria

El juicio comenzó ayer pero se aplazó hasta el próximo lunes, puesto que la magistrada presidenta de la Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Las Palmas, Pilar Parejo, otorgó cinco días de plazo a las partes para que se planteasen los respectivos acuerdos de conformidad y también que acreditasen las garantías y formas de pago de las cantidades que se interesan en concepto de responsabilidad civil subsidiaria para que uno de los acusadores, la aseguradora Mapfre, acepte el acuerdo.

En principio y según lo que ocurrió ayer en el plenario, tres de los cuatro hermanos estarían interesados en conformarse con la condena que propone el fiscal Pedro Gimeno Moreno y que, según fuentes cercanas a los investigados, no superarían el año y medio de cárcel para cada uno además del pago de las cantidades presuntamente defraudadas al Instituto Nacional de la Seguridad Social, a Fraternidad-Muprespa y Mapfre Vida, que son los acusadores en este caso. El quid de la cuestión podría radicar en la forma en la que los encausados van a afrontar el abono de las cantidades reclamadas.

Mientras, Ranulfo Ramón Dolores León Rosas, el doctor que está acusado de haber realizado presuntamente los informes médicos falsos que utilizaron los cuatro hermanos para simular catatonia, no ha aceptado en principio la posibilidad de conseguir una conformidad con el Ministerio Fiscal, circunstancia que será nuevamente tratada en la segunda sesión de esta vista oral a celebrar el próximo lunes. El caso de los catatónicos sienta en el banquillo a los cuatro hermanos de Las Palmas de Gran Canaria que presuntamente defraudaron 275.000 euros al Ministerio de Trabajo, a las mutuas y a los seguros, simulando todos ellos enfermedad catatónica para conseguir la incapacidad laboral. El fiscal, el Ministerio de Trabajo y las Mutualidades Mapfre y Fraternidad Mupresa solicitan en sus calificaciones provisiones penas que oscilan entre un año y tres meses y cuatro años de cárcel para los hermanos E., R., E., y C.A.J. y para el médico R.R.L.R. Los cuatro hermanos están acusados de estafa continuada y de falsedad en certificado médico. Al médico se le imputa un delito continuado de falsedad de certificado médico emitido por facultativo.