Presuntamente engañaron al INSS para cobrar una paga

A juicio el médico y los cuatro falsos catatónicos

10/02/2018

El miércoles 14 dará comienzo en la Sección II de la Audiencia Provincial de Las Palmas el juicio contra los cuatro hermanos acusados de simular catatonia para conseguir la incapacidad laboral durante tres años. El Ministerio Fiscal también ha acusado a Ranulfo Ramón Dolores León Rosas, el médico que presuntamente ayudó a falsear los diagnósticos y que ya ha sido condenado con anterioridad con una multa de 2.700 euros por un delito de falsedad al crear certificados fraudulentos al empresario José Miguel Suárez Gil.

Las Palmas de Gran Canaria
ETIQUETAS:

Según el escrito, los cuatro hermanos están acusados de los delitos de estafa continuada y de falsedad en certificado médico, mientras que al médico se le imputa un delito continuado de falsedad de certificado médico emitido por facultativo.

El fiscal Pedro Javier Gimeno considera probado que en el año 2006 los cuatro hermanos –tres mujeres y un varón– «se confabularon con intención de obtener prestaciones de incapacidad permanente de la Seguridad Social en sus distintos grados, fingiendo sintomatología clínica falsa para simular una situación de incapacidad absoluta para trabajar a través de síntomas clínicos exagerados, ya sea naturalmente o mediante la ayuda de fármacos, que no se corresponden con la realidad de los diagnósticos clínicos ni con la actuación en su vida diaria laboral entre los años 2006 y 2008».

Engaño.

Agrega que los encausados lograron engañar a los médicos del INSS «con la ayuda de informes clínicos» emitidos por el médico y considera que el facultativo regentaba en aquellas fechas una clínica «sin titulación conocida alguna y atribuyéndose la condición de neuropsiquiatra». La acusación de la Seguridad Social asegura que el facultativo elaboró informes médicos atribuyéndole a los hermanos diagnósticos falsos de psicosis, trastorno bipolar o epilepsia y a cambio «recibía una contraprestación económica».