Los pediatras, contra los videojuegos en colegios

ETIQUETAS:

La Sociedad Canaria de Pediatría de Las Palmas es «tajante» en su postura respecto a los videojuegos: «Son una actividad sedentaria que choca frontalmente con los hábitos de vida saludable y las recomendaciones y estrategias para prevenir el sobrepeso y la obesidad que desde hace años se desarrollan en Canarias», argumentó ayer su presidente, quien además, recordó que el archipiélago, en concreto, es una de las comunidades autónomas en las que sobrepeso y obesidad presentan «cifras de prevalencia alarmantes» con un 40% respectivamente.

Gonzalo Cabrera señaló que el anuncio de la Consejería de Educación de llevar una liga de videojuegos a los institutos e incluso a los hospitales del archipiélago, ha generado cierta «preocupación» entre los profesionales de Las Palmas que desaprueban una actuación que consideran «contraproducente» para los niños. «No nos parece la mejor opción que desde Educación se fomente un juego que puede ser adictivo porque los jugadores, en muchas ocasiones, no controlan el tiempo de horas que juegan», incidió.

«No nos parece bien que se fomenten los ‘eSports’ en los colegios»

En esta línea, además, planteó que la idea de que los videojuegos formen parte del entretenimiento de los niños hospitalizados y en los colegios «va en contra de las distintas políticas que desde hace años se realizan desde las distintas administraciones internacionales y españoles alertados por los altos índices de obesidad en niños, una patología declarada como la epidemia del siglo XX», y para las que aprobaron una serie de iniciativas como la estrategia Nutrición, Actividad Física y Prevención de la Obesidad (Naos) y el Programa Escolar de Referencia para la Salud y el Ejercicio contra la Obesidad (Perseo).

Cabrera quiso dejar claro que los pediatras «no estamos en contra de las nuevas tecnologías y entendemos que el niño debe jugar, pero lo que no parece lógico es hacer este tipo de actividades en los colegios donde se generará más niños nerviosos y obesos». «Se habla de la escuela activa, de que el niño tiene que hacer muchas actividades físicas, de hacer ejercicio una hora diaria y no entendemos que se dedique tiempo, recursos y energía en eSports en vez de otro tipo de actividades más saludables», dijo. Con los videojuegos no se secreta endorfinas que producen placer y bienestar como con el deportes sino catecolaminas, que secreta todo lo contrario, ponerlos nerviosos y agresivos», concluyó Cabrera.