Carolina Darias, durante la presentación de la línea. / SERGIO PÉREZ / EFE

El teléfono gratuito contra el suicidio, el 024, comienza a funcionar este martes

El servicio será atendido por un equipo multidisciplinar y estará disponible las 24 horas de todos los días del año

Antonio Paniagua
ANTONIO PANIAGUA Madrid

Cada día once españoles se quitan la vida, es decir, una persona se suicida cada dos horas. En 2020 los casos sumaron 3.941, según el Instituto Nacional de Estadística (INE). Se trata de la principal causa de muerte no natural desde que en 2008 los suicidios superaron a los fallecidos por accidentes de tráfico. Ayer se dio un paso adelante para despejar el tabú que rodea este tipo de comportamientos. La ministra de Sanidad, Carolina Darias, presentó este lunes la línea telefónica 024 de atención a la conducta suicida, una iniciativa que comienza a funcionar mañana y que gestionará Cruz Roja. El teléfono se caracteriza por su confidencialidad, accesibilidad e inmediatez en la respuesta. «Estará en funcionamiento las 24 horas del día durante siete días a la semana», aseguró Carolina Darias, quien consideró que el drama «es una amenaza silenciada que se ha exacerbado con la crisis sanitaria».

El 024 se pone en marcha ocho meses después de que lo anunciará en octubre el presidente Pedro Sáchez, tras un sinfín de demandas de asociaciones, colectivos y partidos para mejorar la estrategia de atención a la salud mental en España, una necesidad que se ha hecho perentoria a raíz del deterioro del equilibrio emocional sobrevenido con la pandemia. El problema reviste tintes preocupantes en niños y adolescente.

Darias anunció que el Ministerio de Sanidad llevará al Consejo Interterritorial de Salud el plan de acción de salud mental, que hacía doce años que no se actualizaba. Algunas de las líneas maestras del plan, que estarán vigente desde el presente año hasta 2026, ya fueron presentadas por Sánchez. La estrategia estará dotada de 100 millones de euros para este periodo, inversión con la que se aspira a mejorar el acceso a los servicios de salud mental de las personas con conducta suicida y promover la formación de profesionales para detectar el riesgo.

Según dijo la ministra, aparte de las once personas que se suicidan cada día en España, unas 220 lo intentan. Se trata de una cifra que sigue al alza. En 2021 creció un 7,5% con respecto al año anterior. Es un drama oculto que es preciso atajar: «una persona que se suicida lo que quiere es dejar de sufrir», remachó Darias.

Once personas se suicidan en España cada día

El número de personas que se quitan la vida casi triplica al de los fallecidos por accidentes de tráfico

Muertes por

suicidio

3.941

personas

(2020)

Muertes en

accidentes de tráfico

1.370

personas

(2020)

Muertes por cáncer de mama

6.621

personas

(2019)

Muertes por cáncer

de pulmón

11.265

personas

(2018)

Muertes por cáncer de colon

22.153

personas

(2019)

11

personas al día

1

suicidio cada dos horas

74%

26%

hombres

mujeres

Á.S.

Fuente: INE, DGT y Sociedad Española Oncología Médica.

Once personas se suicidan en España cada día

El número de personas que se quitan la vida casi triplica al de los fallecidos por accidentes de tráfico

Muertes

por suicidio

11

3.941

personas al día

personas

(2020)

Muertes en

accidentes

de tráfico

1.370

personas

(2020)

Muertes

por cáncer

de mama

6.621

personas

(2019)

Muertes

por cáncer

de pulmón

1

11.265

suicidio cada dos horas

personas

(2018)

74%

26%

hombres

mujeres

Muertes

por cáncer

de colon

22.153

personas

(2019)

Á.S.

Fuente: INE, DGT y Sociedad Española Oncología Médica.

Para Dolors López Aliaga, madre de una hija que se suicidó y autora del libro 'Te nombro', en el que habla sobre cómo afrontó la pérdida, las conductas suicidas no son «un problema ni familiar ni individual, sino social». «No existe un perfil de la persona suicida, cualquiera puede serlo. Es fundamental conocer las señales de alarma y los factores de riesgo».

Para dar a conocer el servicio se pondrá en marcha durante los meses de mayo y junio la campaña 'Llama al 024, llama a la vida', una iniciativa que se podrá ver en las televisiones de ámbito nacional y autonómico, radios, medios digitales y plataformas de audio y vídeo.

Tres turnos

El teléfono estará dirigido por un equipo multidisciplinar y la prestación del servicio se hará en tres turnos de mañana, día y noche. Estarán al otro lado del hilo telefónico trabajadores cualificados y con contrato de trabajo, sin participación de voluntarios. En caso de que el riesgo sea alto, el personal a cargo de teléfono alertará a los servicios de emergencia para que no se consume el suicidio, según informó Fátima Cabello, subdirectora del Área de Conocimiento de Salud de Cruz Roja. Cabello dijo que el servicio garantizará una atención sin esperas en cualquier momento y «dará respuesta, prevención y soporte emocional» tanto a personas que piensen en quitarse la vida como a sus familiares.

 

«Vivimos en un sistema que trata de forma inmediata los problemas físicos, pero no los psíquicos, simplemente porque no se ven»

nel gonzález, pte. Confederación Salud Mental España

 

Hasta ahora, en España había diversas iniciativas a cargo de asociaciones, pero no existía un teléfono público de atención a las conductas suicidas. La Fundación Anar, que gestiona líneas y un chat de ayuda a menores con problemas, divulgó la semana pasada datos escalofriantes. En la última década, las llamadas de atención a chavales con ideas suicidas se han multiplicado por 12, al pasar de 298 en 2012 a 3.665 en 2021.

El presidente de la Confederación de Salud Mental España, Nel González, abogó por conferir visibilidad a los problemas emocionales. «Vivimos en un sistema que trata de forma inmediata los problemas físicos, pero no los psíquicos, simplemente porque no se ven». La curva no consigue doblegarse y se mantiene en unas cifras trágicas, de casi 4.000 fallecidos en 2020.

 

La OMS calcula que cada suicidio causa un impacto serio en al menos seis personas

 

 

El 024 también será accesible para las personas con discapacidad, incluidas las que se comunican a través del lenguaje de signos.

La Organización Mundial de la Salud calcula que cada suicidio causa un impacto serio en al menos seis personas. Como dijo Dolors López, la familia que lo sufre queda destrozada, ya que el estigma de la enfermedad mental es difícil de erradicar. Las causas del suicidio son multifactoriales, van desde la pobreza, el desempleo, el abuso de alcohol y estupefacientes a trastornos mentales agudizados a veces por las drogas.