pixabay

Un 70% de los niños serán miopes en diez años

Un 10% de estos desarrollará miopía magna, es decir, tendrá más de 6 dioptrías, según los datos aportados por la Universidad de Navarra que, junto a Multiópticas, lanza el concepto 'Generación Borrosa'

EUROPA PRESS Madrid

La miopía ha aumentado a nivel mundial de forma significativa y se espera que para el 2050 más del 50 por ciento de la población mundial padezca esta condición, lo que podría significa que los próximos años un 60 o 70 por ciento de la población infantil será miope y un 10 por ciento de ellos desarrollará miopía magna, es decir tendrá más de 6 dioptrías, según los últimos datos aportados por la Universidad de Navarra que, junto a Multiópticas, ha lanzado el concepto 'Generación Borrosa'.

Para ello han puesto en marcha una campaña con el mismo nombre cuyo fin es llamar la atención, principalmente a padres y madres de niños en edad de padecer miopía, sobre la importancia de ser conscientes de que éste es un problema visual muy presente en la actualidad así como de transmitir el mensaje de que l a miopía es una condición que se puede controlar y frenar.

El concepto 'Generación Borrosa' pretende referenciar y apelar directamente a un grupo de niños y niñas que no verán bien su futuro en caso no poner atención al control de la miopía. Esta generación destaca por ser nativos digitales, continuamente hiperconectados y haciendo un uso muy prolongado de las pantallas. «Esto les lleva a ser un grupo instantáneo y acelerado», advierten.

«La iniciativa de Generación Borrosa es una apuesta por las miradas del futuro y por la salud visual de toda una generación que está en peligro de padecer una condición visual que se puede evitar y prevenir. Queremos ayudar al público a realizar un ejercicio de concienciación y prevención de esta problemática que cada vez es más habitual», explica Carlos Crespo, director general de Multiópticas.

Los datos de la universidad evidencian también las consecuencias que puede tener en el día a día no tratar o prevenir la miopía de forma adecuada, ya que estos niños pueden llegar a sufrir otros problemas oculares graves en el futuro. Además se demuestra que la miopía es una condición compleja multifactorial donde además de encontrar factores genéticos y patológicos, el estilo de vida y los hábitos visuales juegan un papel esencial en el aumento y progresión de la condición.

Entre las recomendaciones recuerdan la necesidad de aumentar el tiempo en actividades al aire libre; potenciar ambientes en los que haya luz natural y moderar el tiempo de uso de pantalla. Además, en las horas de ocio y estudio, intentar descansar la vista de las pantallas con el método 20-20-06. Esto consiste en que cada 20 minutos hacemos un pequeño descanso de 20 segundos, mirando a más de 6 metros.

Finalmente, la distancia a la que usamos dispositivos como móviles, ordenadores y tablets, así como la distancia a la que los niños leen y escriben no deberían ser nunca inferiores a 30 cm.