El colectivo LGTBI pide que no se le vincule a la enfermedad

«Las cadenas de transmisión pueden surgir en cualquier contexto que implique un contacto estrecho con otras personas», señalan

Álvaro Soto
ÁLVARO SOTO Madrid

La Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Trans, Bisexuales, Intersexuales y más (FELGTBI+) ha pedido a las autoridades sanitarias, a los políticos y a los medios de comunicación responsabilidad para no identificar al colectivo LGTBI+, y en concreto, a los hombres que mantienen relaciones sexuales con otros hombres, como grupo de riesgo ante la viruela del mono.

«Es necesario señalar las importantes repercusiones que tiene vincular una enfermedad con un colectivo, tanto a nivel social, como a nivel personal y psicológico, puesto que crea un estigma, que, si se asienta, es muy difícil de combatir», afirma en un comunicado la asociación. Por este motivo, reclaman que «todos los agentes implicados sean responsables y no fomenten la desinformación, puesto que esta tiene un doble efecto, por un lado, estigmatiza a los colectivos vulnerables y, por otro, genera una falsa sensación de invulnerabilidad en el resto de la población».

La transmisión, apuntan desde esta entidad, se da en el contexto de un vínculo estrecho con la persona infectada, «no necesariamente por vía sexual y, por supuesto, no es exclusiva de la población LGTBI+». Así, insisten, «las cadenas de transmisión pueden surgir en cualquier contexto que implique un contacto estrecho con otras personas».

Tras los brotes de viruela del mono, los expertos recuerdan que no se trata de una enfermedad propia del colectivo homosexual y que existen diferentes formas de infección. «Puede contagiarse cualquier persona que tenga contacto con fluidos infectados», asevera el profesor de Microbiología de la Universidad de Salamanca Raúl Rivas.