La lucha contra el coronavirus

Que pueden hacer mañana herreños, gomeros y gracioseros

03/05/2020

La escasa incidencia de la pandemia de coronavirus en La Gomera, El Hierro y La Graciosa, les permite, junto con la isla de Formentera, en Baleares, ser las primeras en disfrutar desde este lunes de la Fase 1 del plan de desescalada. Estas son algunas de las ventajas de las que disfrutarán.

Llevar semanas sin registrar nuevos casos de coronavirus y no haber sumado ningún fallecido durante el avance de esta pandemia mundial facilita que las islas de El Hierro, La Gomera y La Graciosa, junto con isla de Forrmentera en Baleares, sean las primeras en disfrutar de la Fase 1 del plan de desescalada. Si vive en alguna de estas islas a partir de mañana lunes 4 de mayo estas serán, a la espera de mayor concreción por parte del Ministerio de Sanidad, las principales medidas de las que podrá disfrutar:

-Reuniones de hasta 10 personas dentro y fuera de casa, manteniendo la distancia de seguridad de dos metros y respetando las normas de higiene relativa a lavado de manos y «etiqueta respiratoria».

-Uso de coche de hasta 9 plazas por parte de los habitantes de un mismo domicilio.

-Apertura de terrazas al 50 % de su capacidad. Tendrá que haber una distancia mínima de dos metros entre las mesas y los grupos de clientes tendrán un máximo de diez personas. Además, habrá que desinfectar las mesas entre un cliente y otro y no se podrán utilizar cartas de uso común ni servilleteros.

-Apertura de tiendas de menos de 400 metros cuadrados sin cita previa. El aforo máximo para los comercios será del 30 %, será necesario mantener una distancia de seguridad mínima de dos metros y se deberá establecer un horario de atención preferente a mayores. Tendrá que procederse a la desinfección del local dos veces al día.

-Velatorios para un número limitado de familiares en instalaciones públicas o privadas: quince personas al aire libre o diez en espacios cerrados. La comitiva para el enterramiento o la despedida para la cremación del fallecido se restringe a un máximo de quince personas y, en su caso, se podrá sumar el ministro de culto o persona asimilada de la confesión respectiva para la práctica de los ritos funerarios de despedida del difunto.

-Mercadillos al aire libre en la vía pública, con condiciones de distanciamiento entre puestos y delimitación del mercado ambulante para correcto control del aforo por las fuerzas de seguridad. Limitación inicial al 25% de los puestos habituales y afluencia máxima de la tercera parte del aforo.

-Los lugares de culto abrirán, aunque sólo se permitirá la entrada hasta un tercio de su capacidad.

La orden emitida en el Boletín Oficial del Estado (BOE) permite que puedan disfrutar de estas medidas de alivio a las personas vulnerables siempre que su condición clínica este controlada y lo permita, y manteniendo rigurosas medidas de protección. No podrán hacer uso de las habilitaciones previstas en esta orden las personas que presenten síntomas o estén en aislamiento domiciliario debido a un diagnóstico por Covid-19, o que se encuentren en período de cuarentena domiciliaria por haber tenido contacto estrecho con alguna persona con síntomas o diagnosticada.