La eliminación de la ‘tasa rosa’, «un paso más en igualdad»

Canarias ha conseguido una nueva conquista en términos de igualdad al eliminar el IGIC de productos de primera necesidad de las mujeres como compresas y tampones. El ahorro no supondrá grandes descuentos, de 6 a 8 euros al año, pero con ello se cumple una reivindicación de las mujeres que, por primera vez, se asume en una comunidad española.

Odra Rodríguez Santana
ODRA RODRÍGUEZ SANTANA

Los productos de higiene femenina son un «bien esencial» para la mitad de la población. Son una «necesidad, no un lujo», y las políticas y las leyes deberían reflejarlo, señala María del Río Sánchez, secretaria de Igualdad de Podemos Canarias y presidenta del grupo parlamentario. En la lista del carrito de la compra mensual de una familia « nunca faltan compresas y tampones para cubrir el ciclo menstrual» de sus mujeres, concreta. Esta obligación «biológica» supone un gasto de 6 a 18 euros al mes en la adquisición de estos productos básicos, dependiendo de la marca comercial.

Canarias ha dado «una gran paso, aunque sea solo algo simbólico» para acortar la desigualdad que ya existe entre ambos sexos, como en los salarios o las pensiones, y suprimirá lo que se conoce como la ‘tasa rosa’ a partir del próximo año. Las mujeres canarias serán las primeras españolas, y por el momento las únicas, que a partir del 1 de enero de 2018 no pagarán los impuestos indirectos por la compra de productos relacionados con la higiene femenina, como compresas y tampones.

El Gobierno canario, asumiendo una propuesta de Podemos, ha incluido en el proyecto de presupuestos autonómico para el año próximo la eliminación del Impuesto General Indirecto Canario (IGIC), el equivalente al IVA en el archipiélago, para todo este tipo de productos que en las islas asciende a un 3% y que pasará a 0%. Del Río se muestra «muy satisfecha» de esta pequeña conquista y felicita a Rosa Dávila, consejera de Hacienda del Gobierno de Canarias, por abrir el camino para lograr hacer realidad esta antigua reclamación de las mujeres aunque, «solo es el inicio de una largo camino hacia la igualdad entre sexos». Con esta reducción cada mujer tendrá un ahorro de unos 18 y 54 céntimos mensualmente, lo que hace una media de entre dos y ocho euros al año, «una cifra simbólica pero con un significado importante», señala.

El coste fiscal de la eliminación del IGIC de la llamada ‘tasa rosa’ será de 220.000 euros, según los cálculos de Hacienda –aunque en la memoria de la Agencia Tributaria se señala que para el Gobierno canario tan solo es de 166.729 euros–, que será «poco relevante desde el punto de vista presupuestario pero muy importante para las mujeres», agrega Del Río, quien añade que Podemos celebra esta medida porque «ayuda a visibilizar toda una estrategia comercial discriminatoria, que es lo subyace en el fondo y que desde el Gobierno hay que tratar de anularla».

Iniciativa

En este sentido, la secretaria de Igualdad de Podemos Canarias presentará próximamente en el Parlamento una iniciativa para realizar un estudio «en profundidad» que pretende contar con la colaboración de distintas instituciones como el Instituto Canario de Igualdad para disponer de datos más concretos con el objeto de «bajar los impuestos de otros muchos más artículos en la medida de lo que se pueda».

Del Río recuerda que Canarias es la única comunidad con autonomía fiscal para fijar los tipos impositivos indirectos, en virtud de su Régimen Económico y Fiscal, de manera que correspondería al Gobierno central una decisión semejante para que el resto de mujeres españolas quedaran excluidas del IVA para estos productos que gravan un 10%.