Los docentes de los conservatorios son unos de los perjudicados por el concurso de méritos, según los sindicatos. Músicos en el CSMC. / COBER

Los sindicatos rechazan la distribución de las 4.333 plazas del concurso de méritos que oferta Educación

Las centrales se niegan a negociar hasta que se revisen las condiciones de la estabilización extraordinaria porque «perjudica» al profesorado canario

L.R.G. Las Palmas de Gran Canaria.

Los sindicatos docentes canarios se levantaron ayer de la mesa de negociación con la Consejería de Educación al rechazar la distribución de las plazas propuesta en tanto no se solucione el procedimiento del concurso de méritos que, a su juicio, perjudica a los docentes de las islas.

Este proceso de estabilización, que afecta a 4.333 plazas, responde a la exigencia de reducir la interinidad en la función pública, pero se ha optado por un concurso de méritos que incluye oposiciones ganadas sin plaza desde 2012. Pero en las islas, recuerdan as centrales, no se han convocado esta oposiciones, con lo que los docentes canarios acuden en desventaja.

«Nosotros rechazamos que se celebre en estas circunstancias», aseguró ayer uno de los representantes del STEC, Gerardo Rodríguez.

Canarias, la comunidad que más plazas saca a concurso

Cabe recordar que a este concurso de méritos puede presentarse cualquier docente de cualquier comunidad dado que «no son oposiciones» sino «concurso de méritos». Según los sindicatos, Canarias es la comunidad que «más plazas» a sacado para estabilizar, mientras que comunidades como Madrid o Andalucía, con más población, sacan a concurso «bastantes menos». Para los sindicatos esto podría sugerir que están «reservando» plazas para que no acuda profesorado de otras comunidades. «Canarias sí las ha sacado todas», abunda Rodríguez.

«Si convocamos el concurso de méritos de forma simultánea con el resto de comunidades, pero nosotros ofertamos muchas más plazas, el efecto llamada será inevitable: cualquier interino tendrá más opciones en una comunidad donde hay más plazas de su especialidad. Es lícito, pero no lo es que las comunidades no saquen a concurso todas las plazas que deberían mientras el Gobierno central mira para otro lado», señalaban ayer desde el sindicato ANPE.

Por su parte, el STEC insistía en que «se está poniendo en juego el puesto de trabajo de miles de docentes con muchos años de servicios y que Canarias debe proteger a sus docentes para evitar que la mala praxis de otras comunidades acabe perjudicando a los docentes que trabajan en el archipiélago. Insistimos en el deber de la Administración de velar por los puestos de trabajo de los y las docentes de nuestras islas».

Los sindicatos esperan que el Gobierno canario «presione» al Ministerio de Educación para asegurarse de que todas las comunidades sacan a concurso de méritos las plazas reales que deben estabilizar. Y esa es una de las demandas que le harán al presidente del Gobierno canario, Ángel Víctor Torres, al cual le han pedido una reunión.

Rodríguez señaló que las centrales esperan reunirse con Torres antes de seguir negociando con Educación la distribución de esas plazas- «Cuerpos enteros de maestros, como los de las escuelas de Arte, los conservatorios de Música o muchas especialidades de FP, se verán afectadas porque no pueden aportar 'otros méritos' como las oposiciones. Aquí no ha habido, así que no podemos firmar así», añadió.

El STEC ha presentado un recurso contra el real decreto del Gobierno de España y está a la espera de lo que decida el Tribunal Supremo. Por eso, si no se resuelve antes este asunto, esperan que se demore el concurso «al menos hasta que el TS se pronuncie» porque esto «va a desatar un fuerte problema social». Con todo, la Consejería de Educación no necesita el aval sindical para continuar con el proceso de estabilización.