La vendimia del siglo

Tirajana cosecha 128.756 kilos de uva, 80% más que el año pasado

03/12/2018

El Consejo Regulador de la Denominación de Origen Gran Canaria coloca al municipio de San Bartolomé de Tirajana como el primero en la isla en cuanto a cantidad de uva vendimiada en 2018

En los viñedos situados en el municipio de San Bartolomé de Tirajana se han cosechado este año un total de 128.756 kilogramos de uva. Así lo ha dado a conocer el Consejo Regulador de la Denominación de Origen de Gran Canaria, señalando que esto supone un incremento de un 80 % (casi el doble) respecto de la vendimia del 2017, en la que se recogieron 71.767 kilogramos. Esto coloca al municipio como el primero en la isla en cuanto a cantidad de uva vendimiada.

La cosecha de uva comenzó este año con al menos 15 días de retraso con respecto a los últimos años, debido al considerable frío que ha habido y que se extendió por más tiempo del habitual en la zona dedicada al cultivo de la vid, recuerda Juan Carlos Gómez Aranda, el ingeniero técnico agrícola de la Concejalía de Agricultura y Ganadería del Ayuntamiento de San Bartolomé de Tirajana.

En cuanto a la calidad de la uva cosechada, asegura que ha sido excelente «debido a su buen estado sanitario y a que los viñedos no sufrieron daños por olas de calor como ha ocurrido en años anteriores, como consecuencia de las temperaturas tan suaves que hubo prácticamente durante todo el verano pasado».

Pero no solamente ha sido la cosecha de uva la que se ha retrasado este año, sino también la de la aceituna y el albaricoque, añade el técnico, indicando que «la vendimia en otros años se ha comenzado a finales de julio y este año ha sido a mediados de agosto cuando se inicio, lo que representa un retraso de unas dos a tres semanas aproximadamente».

Respecto al incremento tan notable, un 80% más que el año pasado, aclara que se ha debido a más de un motivo. En primer lugar destaca la calidad de la uva, que ha sido excelente como consecuencia de un verano sin olas de calor, lo que ha dado lugar a una maduración suave, tranquila y muy buena. «Con esto se ha conseguido menos cantidad de uva dañada y de manera proporcional, más cantidad», indica.

Otro motivo por el cual se produjo un incremento de la producción ha sido los cambios varietales introducidos en algunas fincas. «Ese cambio, hecho hace ya un par de años, ha empezado a producir, y por consiguiente ha modificado los rendimientos de esos viñedos dando mejores uvas y más cantidad».

En cuanto al tipo de uva cosechado, un 80% ya es blanca, siendo la más numerosa dentro de las variedades autorizadas por el Consejo Regulador, la Malvasía volcánica, originaria antigua de Lanzarote; Bremajuelo, Albillo, Verdello y Verijadiego.

Gómez reconoce que en esto se nota el trabajo profesional de los enólogos, que son quienes orientan al productor para que introduzca cambios y así favorecer la producción de uva.

Doce años

El ingeniero técnico agrícola de la Concejalía de Agricultura y Ganadería del Ayuntamiento de San Bartolomé de Tirajana, Juan Carlos Gómez Aranda, confirmó con datos de su trabajo de campo en medianías, que hace doce años que no se daba una producción tan elevada de uva en las medianías tirajaneras.

«Desde 2006 no se ha visto un producción como la de este año, porque según el dato más cercano que tengo, hace doce años se recogieron 141.420 kilogramos, y luego en años subsiguientes las cifras de producción se redujeron a unos 40.000 kilogramos por año, hasta la vendimia de este año con más de 128.000 kilogramos», indica Gómez, quien insiste en señalar que ha motivado este incremento tanto las buenas condiciones climatológicas como la reconversión llevada a cabo en algunas fincas importantes.

«No ha habido plantaciones nuevas, lo que ha existido en los últimos años ha sido un cambio varietal muy interesante cuyos frutos se han comenzado a ver ahora», afirmó.