Liquidación total a los expropiados

10/11/2018

El pleno aprobó el último trámite para saldar la deuda derivada de sentencias y lo hizo mediante una modificación de crédito de 20 millones. Y reconoció 2.052 facturas a 126 proveedores por 8,4 millones

El Ayuntamiento se quitará este año una de las losas que lastraban su situación económica: la deuda derivada de sentencias dictadas en casos judiciales ganados por empresas y ciudadanos a los que el consistorio les expropió suelo y no les había pagado. El pleno extraordinario que celebró este viernes la corporación local aprobó con carácter definitivo un expediente de modificación de crédito por valor de 20 millones de euros, de los que 17,7 millones de euros se destinarán expresamente a la liquidación de esas obligaciones judiciales. Estos 20 millones que ahora se inyectan al presupuesto en vigor se financian con el remanente de tesorería del ejercicio de 2017.

Tanto la alcaldesa, Carmen Hernández, como la edil de Hacienda, Celeste López, subrayaron la importancia de la decisión que este viernes se adoptaba en la medida en que permitirá adelantar a tres años el plan de pago de las sentencias que se pactó a ocho años con el Tribunal Superior de Justicia de Canarias. Según López, el dinero se librará este año, por lo que Telde saldará en 2018 toda su deuda con expropiados de suelo que estaba reconocida por sentencia.

En realidad, lo que se aprobó en la sesión corporativa fue la desestimación de la alegación que presentó uno de los afectados a la aprobación inicial de esta misma modificación de crédito, que estuvo 15 días en información pública. Entre otras cosas, este ciudadano entendía que ese expediente estaba incompleto y tenía dudas sobre si se le iba a pagar todo lo que se le adeudaba, por lo que solicitaba un informe de la interventora. Esta, entre otras cosas, le aclaró que sí está contemplada su deuda y propuso al pleno denegarle la alegación. Y el pleno le hizo caso a la habilitada nacional, aunque el acuerdo no fue unánime.

Solo se abstuvo el PP, cuya portavoz, Sonsoles Martín, se quejó de que lo que se llevó a pleno no coincidía con lo que la edil de Hacienda les había manifestado en la comisión informativa previa. Juan Francisco Artiles, de Más por Telde, también quiso que se aclarara que lo que se aprobaba este viernes era la liquidación de la deuda a los expropiados y no a la banca. Celeste López les precisó qué acuerdo se iba a adoptar, les advirtió de que con la desestimación de la alegación, de facto, quedaba aprobada definitivamente la modificación de crédito y les reprochó que fueran al pleno sin «haber leído los expedientes». Martín lamentó que ya no podía fiarse más de la edil de Hacienda, y esta pidió que constara en acta que si el PP dudaba era por desconocimiento de sus propios concejales. «Sus dudas no las he generado yo».

Bajar el periodo de pago.

El otro punto del orden del día de la sesión también fue económico. El pleno aprobó reconocer la deuda contraída con 126 proveedores en 2.052 facturas, de 2015 en adelante, que estaban en la llamada cuenta 413 y que suman una cuantía de 8,4 millones de euros. La 413 es una cuenta contable donde se registran servicios o suministros que se facturaron sin haber consignación presupuestaria para ello o que no se liquidaron en el ejercicio presupuestario que les correspondía. Recordó la edil López que en la cuenta 413 hay más facturas pendientes, hasta 14.000, pero que en este expediente solo entraron las exigibles (hasta cuatro años atrás) y correctas. Tanto Martín (PP) como Guillermo Reyes (Ciuca) preguntaron por qué se eligió pagar primero esas facturas y no otras más antiguas, y la interventora les explicó que se hizo así a instancias de la tesorera, que advirtió de que son las de los últimos cuatro años las que hacen engordar el indicador del periodo medio de pago (PMP) a proveedores, que Telde lleva años incumpliendo de forma sistemática y que la ley fija en 30 días. Urge cumplir con ese parámetro, explicaron, porque Madrid les penaliza. En este caso, solo el PSOE apoyó al gobierno local. El resto se abstuvo.