Un problema en la notificación a los denunciantes pospone el acto

La comparecencia judicial del drag Sethlas se aplaza a octubre

14/09/2017

La comparecencia ante el juez de Borja Casillas, drag Sethlas, fue aplazada ayer hasta mediados de octubre por un problema en la notificación a la asociación de abogados cristianos, que se querelló contra el artista por su actuación en la gala drag del último carnaval. Sethlas fue denunciado por una puesta en escena en la que aparecía como Cristo crucificado y Virgen.

Un problema en la notificación al procurador de la asociación de abogados cristianos impidió este miércoles que estuvieran presentes en la comparecencia judicial de Borja Casillas, drag Sethlas, por su actuación en la gala del carnaval en la que se presentó como Virgen y Cristo crucificado. La imposibilidad de personación de los querellantes, procedentes de la Península, hizo que el juez aplazase la toma de declaración. Casillas se enfrenta a una querella por la supuesta comisión de un delito de odio que conlleva delito de prisión, y otra denuncia de un vecino sevillano por un supuesto delito contra los sentimientos religiosos.

«Ahora nos toca esperar pero tengo la misma tranquilidad y el mismo talante», expuso Borja Casillas a la salida del juzgado.

Su abogada, Isabel Saavedra, se mostró confiada en que el juez cerrará la causa porque ya la Fiscalía archivó la denuncia de la asociación de abogados cristianos al no detectar ánimo de ofender a la religión. «No hubo incitación al odio», explicó, «lo único que pretendió fue hacer un ejercicio de su libertad de expresión y mucha gente le votó por la calidad de su espectáculo», que se basó en la obra de artistas como Madonna o Lady Gaga.

Expuso que otros casos equiparables como los de Rita Maestre, Javier Krahe o Abel Azcona acabaron con el archivo del caso o la absolución de los denunciados. Además recordó el contexto del carnaval en el que se produjo la actuación. «La denuncia viene de Valladolid y quizás allí no lo entiendan», dijo.

Borja Casillas, drag Sethlas, insistió ante los medios de comunicación en que su intención no fue ofender a nadie. La intencionalidad resulta clave en este tipo de denuncias porque en casos similares ha quedado acreditado «que no basta con ofender a una minoría, sino que tiene que haber escarnio y ridiculización», explicó la abogada del querellado, Isabel Saavedra. El artista aseguró que ha seguido presentando su espectáculo sin mayores problemas en diferentes lugares y considera que no debe dejar de hacerlo. En este sentido se manifestó también su letrada, quien se mostró partidaria de no limitar la libertad de expresión. «Tiene que seguir con sus actuaciones», expuso, «está totalmente respaldado por la decisión de archivo de la denuncia de la Fiscalía y por la jurisprudencia».

  • 1

    ¿Le parece oportuno que la Armada exhiba las mayores maniobras del año en la playa de Las Canteras?

    Sí.
    No.
    Ns / Nc.
    Votar Ver Resultados