GH se pronuncia dos años después de la presunta violación

    Cargando reproductor ...
23/11/2019

La productora del reality show de Telecinco ha dado su versión de uno de los mayores escándalos de la televisión.

Después de que saliese a la luz de una presunta violación a una concursante de Gran Hermano Revolution y que se filtrase el vídeo, publicado por El Confidencial, del momento en el que esta, Carlota Prado, fuese informada del suceso por parte del programa la productora del reality show de Telecinco ha dado su versión de uno de los mayores escándalos de la televisión.

A través de Endemol Shine Group, empresa audiovisual a la que pertenece Zeppelin TV, productora responsable de ‘Gran Hermano’, ha emitido el siguiente comunicado:

«Tenemos protocolos en ‘Big Brother’ que fueron seguidos por el equipo de España. El equipo de producción que estaba al mando por la noche sospechó que se había producido un incidente y lo comunicó a los productores ejecutivos del programa. Después de revisarlo, el concursante José María fue expulsado de la casa, mientras Carlota recibía apoyo de profesionales independientes. Tras varios días en el exterior, durante los cuales Carlota estuvo acompañada en todo momento y siguió recibiendo apoyo psicológico, ella decidió no presentar cargos y regresar al programa, con el apoyo de los psicólogos».

«Nos gustaría enfatizar que ningún contenido se grabó con la intención de ser emitido. Sin embargo, visto con perspectiva lamentamos que la conversación en la que Carlota fue informada tuviese lugar en el confesionario. El material se suministró solo como prueba cuando lo solicitaron las autoridades, y fue encriptado y custodiado. La decisión de no informar a los concursantes del incidente, y por qué se le pidió a Carlota que no lo mencionase en aquel momento, fue entonces tomada por el equipo de la productora de buena fe, con el fin de proteger su privacidad y porque el incidente iba a ser notificado a la policía. Por motivos judiciales, respetamos el proceso legal en curso».

El vídeo, filtrado en las últimas horas y publicado por El Confidencial, dura 11 minutos y fue grabado y editado el sábado 4 de noviembre de 2017. Las imágenes son de horas después de que tuviera lugar el delito por el que José María López está a punto de ser juzgado por presunto abuso sexual a Carlota Prado. Aunque no se emitieran, las cámaras y la realización siguieron trabajando como si se tratara de un contenido cotidiano más de la casa.

Si hace algo más de un mes se revelo parte del contenido del auto, donde quedaba escrito que la productora, Zeppelin TV, trató de evitar que el tema trascendiese, el citado medio aporta este martes 19 otra prueba clave: las imágenes en las el programa muestra a la víctima el vídeo de lo ocurrido.