Sebastián Franquis. / C7

Vivienda anuncia otro decreto ley para evitar obstáculos al pago anticipado de las ayudas

Intervención se niega a dar el visto bueno a los abonos que no estén justificados previamente, según explica el consejero del área

ALMUDENA SÁNCHEZ santa cruz de tenerife.

De las 18.000 peticiones que llegaron en mayo hasta el Gobierno autonómico de personas que solicitaban ayudas para el pago del alquiler y que se vieron afectadas por el impacto de la covid-19 solo la han recibido 181, al menos hasta el pasado 4 de diciembre.

El consejero competente en materia de Vivienda, Sebastián Franquis, fue quien confirmó ayer a la diputada de Coalición Canaria (CC), Socorro Beato, el retraso que acumula esta línea de subvenciones. «Tenemos dificultades para cumplir los plazos», evidenció.

Franquis explicó que, tras contratar a 17 personas en el Instituto Canario de la Vivienda (Icavi) y gastarse 48.000 euros en un aplicativo informático, «la única forma de adelantar el pago de las ayudas era hacerlo de forma anticipada». Sin embargo, en la consejería ya se acumulan 50 millones de euros sin justificar y los servicios de intervención de la consejería se niegan a dar el visto bueno a más desembolsos que se aparten del procedimiento administrativo común. Así que «nos vemos obligados a pagar las ayudas solo cuando estén debidamente justificadas», indicó.

Impulso

Por eso, Franquis anunció ayer en la Comisión parlamentaria de Obras Públicas que «en el Gobierno vamos a aprobar un nuevo decreto ley en el que plantearemos el pago anticipado de las ayudas y espero que, una vez aprobado, podamos dar el impulso definitivo a un tema cuya preocupación compartimos con usted», dijo dirigiéndose a la diputada nacionalista.

Socorro Beato puso en evidencia las «expectativas» generadas desde que el Ejecutivo anunció que subvencionaría el alquiler de vivienda a las personas que se hayan visto afectadas por el impacto de la covid-19. Recordó que se recibieron inicialmente 24.000 solicitudes, que quedaron definitivamente en las 18.000 aludidas por el consejero y «apenas se ha llegado a 200 personas. Sabemos que ésta es una cuestión difícil -señaló-, pero le pedimos que redoble los esfuerzos», le instó.

La diputada de CC insistió en que «sabemos que se debe ser garantista pero al mismo tiempo hay que procurar ser ágiles en este tipo de acciones».

El consejero afirmó que «hemos hecho un esfuerzo considerable al haber aumentado hasta en cuatro ocasiones la partida para hacer frente a las subvenciones», y aludió a la preparación de un «plan de acción y control para que en próximas convocatorias entidades colaboradoras del Icavi puedan gestionar también las ayudas».