Roger Torrent, presidente del Parlament / AFP

El Gobierno insta a Torrent a denunciar su caso de espionaje

El presidente del Parlamento catalán avisa que llegará hasta el final y se presenta como víctima de la «guerra sucia» contra el independentismo

CRISTIAN REINO Barcelona

El Gobierno eludió este martes toda responsabilidad en el asunto y afirmó que no tiene constancia de que se haya espiado al presidente del Parlamento catalán, Roger Torrent, a través de su teléfono móvil. La ministra portavoz. María Jesús Montero no aclaró si abrirá una investigación interna pero sí instó al dirigente de Esquerra a presentar una denuncia para que se esclarezcan los hechos. El líder republicano acusó al Ejecutivo central de estar detrás del supuesto espionaje y se presentó como un afectado de la «guerra sucia» del Estado contra el independentismo.

Torrent denunció que fue víctima de un ataque informático y de espionaje a través de un programa informático insertado en su teléfono móvil, que bajo el nombre de Pegasus fue desarrollado por la compañía israelí NSO y que solo se vende a Gobiernos y fuerzas y cuerpos de seguridad para combatir el crimen y el terrorismo. Según El País y The Guardian, el teléfono de Torrent fue atacado con Pegasus entre abril y mayo de 2019. El programa de espionaje permite escuchar conversaciones, leer mensajes, acceder al disco duro, hacer capturas de pantalla, revisar el historial de navegación y activar por control remoto la cámara y el micrófono de los dispositivos.

Torrent anunció que emprenderá medidas legales y pidió al Gobierno que abra una investigación y depure responsabilidades. A su juicio, si tenía conocimiento de los hechos, el Ejecutivo socialista fue cómplice de un delito, pero si no lo sabía, incurrió a su entender en una grave «negligencia» de una «gravedad extraordinaria». ERC reclamó explicaciones al ministro del Interior y su comparecencia en el Congreso para dar cuenta del caso Torrent. Fuentes de Interior señalaron que ni el ministerio, ni la Policía Nacional ni la Guardia Civil han tenido nunca ninguna relación con la empresa NSO.

Desde el PP catalán apuntaron que la Generalitat cuenta con la aplicación y que la habría utilizado en la «lucha cainita» en el independentismo que libran ERC y JxCat.

Interior asegura que nunca ha contratado el programa espía Pegasus

El Ministerio de Interior no ha tenido nunca ninguna relación con la empresa NSO, aseguran fuentes de este departamento, que se desmarca de la empresa desarrolladora del programa espía Pegasus con el que supuestamente fue intervenido el teléfono del presidente del Parlament, Roger Torrent.

Ni el Ministerio, ni la Policía Nacional ni la Guardia Civil han tenido relación con la citada empresa ni han contratado ninguno de sus servicios, continúan las fuentes, que subrayan que la actuación de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado se enmarca siempre en el «escrupuloso respeto de la legalidad».