https://static.canarias7.es/www/menu/img/motor-desktop.png

Mercedes es la marca de camiones mejor valorada por su red comercial

JUAN ROIG VALOR Madrid

«La rentabilidad de los concesionarios de los vehículos industriales se basa en un porcentaje de la venta y otro mayor, de la posventa», así determinaba la fórmula no tan secreta de los márgenes el director de Iveco España y Portugal, Ruggero Mughini. Según sus cálculos, el 20% del parque móvil será cero emisiones en 2030.

«El margen de beneficio de las operaciones de mantenimiento se reducirá y la única manera de mantener el equilibrio actual será obtener más margen en la venta o adaptar los costes a la nueva estructura del concesionario. Vamos a vivir una reorganización del negocio para conseguir mantener la sostenibilidad económica de nuestra red», sentenció.

Estas declaraciones se hicieron en el seno del I Observatorio del Vehículo Industrial, organizado por la federación de concesionarios oficiales, Faconauto, en el marco de la feria Motortec. En él, el foco se puso en la descarbonización del transporte por carretera, una de las prioridades de la Unión Europea en su estrategia de lucha contra el cambio climático.

Para la vicepresidenta ejecutiva de la asociación, Marta Blázquez, se deben evitar cometer los mismos errores que se están llevando a cabo con la electrificación de los turismos y que los objetivos de Bruselas se trasladen «mediante estrategias nacionales realistas que tengan en cuenta todas las tecnologías de propulsión».

La neutralidad tecnológica en los motores es uno de los caballos de batalla de Faconauto, que afirma que la prioridad, tanto en camiones como en automóviles, está en la renovación del parque y en el achatarramiento de modelos más antiguos. En España, más del 80% de los camiones que circulan por las carreteras tiene más de 10 años.

Para fomentar la adopción del transporte limpio, Faconauto sostiene que la Unión Europea debe establecer «objetivos vinculantes para sus países miembro de puntos de recarga eléctrica de alta potencia y de repostaje de hidrógeno —tecnología que tiene mucho sentido para los modelos industriales, por las dimensiones de la batería que necesitan los eléctricos—.

Para la presidenta de la división de industriales de la federación, Pilar Fernández, son los fabricantes los que deben acompañar a sus redes en la transición hacia las cero emisiones. Sin embargo «no están escatimando inversiones y necesitamos plazos razonables y una rentabilidad acorde con las apuestas que hacemos».

Mercedes, la mejor valorada

Tomando el ejemplo del estudio de satisfacción de las redes con sus marcas, V-CON, Faconauto ha puesto en marcha uno similar con los distribuidores del vehículo industrial. Este es la primera encuesta que se realiza en el ámbito del transporte pesado y ha sido el Mercedes-Benz el fabricante que se hizo con la mejor puntuación entre sus vendedores.

Consiguió así una puntuación media de 8,3 sobre 10, imponiéndose a Renault Trucks (7,4) e Iveco (7,3). Fuera del podio quedó Man, con un 6,7 y Volvo Trucks, que ha ganado las dos últimas ediciones de la encuesta de turismos.

Entre los muchos puntos analizados destaca el de la rentabilidad y, es aquí en donde la marca de la estrella peor sale parada, con márgenes medios del 1,3%. La media del sector es del 1,77% y la marca que mejor retorno recibió fue Man, con un 2,2%.