Don Juan Carlos y doña Sofía, a su llegada a la abadía. / REUTERS

Felipe VI asiste a la ceremonia en Windsor pero el rey emérito «ha declinado la invitación»

Doña Letizia no asistirá porque debe tomar un vuelo a Nueva York, pero sí está doña Sofía

ELCORREO

La sorpresiva foto conjunta de los Reyes de España junto a los eméritos en el funeral de Isabel II no se va a volver a repetir. Aunque Felipe VI y Letizia han compartido asiento con don Juan Carlos y doña Sofía durante la misa funeral en la abadía de Westminster, esta tarde no coincidirán en el Castillo de Windsor.

El rey Carlos III ha invitado a las casas reales asistentes al funeral a asistir a la ceremonia religiosa que precederá al sepelio de Isabel II. El Rey Felipe VI ha aceptado la invitación, pero doña Letizia no podrá acompañarles porque debe tomar esta tarde un vuelo a Nueva York para participar en una serie de compromisos con motivo de la Asamblea General de la ONU. Por su parte, la Reina Sofía también estará presente en el acto de Windsor, pero don Juan Carlos «ha declinado la invitación», han explicado desde Zarzuela.

800 asistentes

Está previsto que el convoy con los restos mortales de Isabel II llegue a las 15.06 (una hora más tarde en España) al castillo de Windsor. Allí, el féretro será llevado a la capilla de San Jorge por la gran avenida que atraviesa los terrenos del castillo. En esta iglesia del siglo XV, conocida por haber sido escenario de las últimas bodas reales, se celebrará otro oficio religioso con 800 invitados, incluidos empleados de la difunta reina. Los símbolos de la monarca -la corona, el orbe y el cetro- será colocados sobre el altar. El funcionario de mayor rango de la casa real, el lord chambelán, romperá su «vara de mando» y la colocará sobre el ataúd, simbolizando el fin del reinado de Isabel II.

El entierro tendrá lugar a las 19.30, pero será ya una ceremonia privada para la familia. Los restos de Isabel II reposarán junto a los de su marido, el príncipe Felipe, que falleció en abril de 2021 y fue inhumado inicialmente en una sepultura provisional a la espera del fallecimiento de la reina.

Temas

Londres