Estado Unidos se retira del Consejo de Derechos Humanos de la ONU

20/06/2018

La embajadora de Estados Unidos ante Naciones Unidas, Nikki Haley, anunció este martes la retirada del país del Consejo de Derechos Humanos del organismo internacional y ha denunciado la "hostilidad interminable" contra Israel.

"Este año, al igual que en años previos, el Consejo de Derechos Humanos de la ONU ha aprobado cinco resoluciones contra Israel, más que las aprobadas contra Corea del Norte, Irán y Siria en conjunto", ha lamentado.

Así, ha recalcado que "este foco desproporcionado y esta hostilidad interminable hacia Israel es una prueba clara de que el consejo está motivado por un sesgo político y no por los Derechos Humanos", según ha informado el diario The New York Times.

"Si el Consejo de Derechos Humanos (de la ONU) va a atacar a países que cumplen con los Derechos Humanos y a proteger a países que los violan, Estados Unidos no debe darle ninguna credibilidad", ha manifestado.

"Miren a los miembros del consejo y verán un terrible desprecio por los derechos más básicos", ha dicho, antes de citar a Venezuela, China, Cuba y República Democrática del Congo (RDC), tal y como ha recogido la agencia británica de noticias Reuters.

Haley ha defendido que, pese a la decisión de Estados Unidos de abandonar el organismo --convirtiéndose en el primer país que lo hace de forma voluntaria--, "este paso no es una retirada de los compromisos con los Derechos Humanos" por parte del país norteamericano. El primer ministro de Israel, Benjamin Netanyahu, ha aplaudido la decisión de las autoridades estadounidenses.

La retirada de Estados Unidos es el último abandono por parte de Washington de un contexto multilateral, después de hacerlo del Acuerdo del Clima de París y del acuerdo nuclear firmado en 2015 con Irán.

En respuesta, el Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Zeid Raad al Hussein, ha dicho que la decisión estadounidense es "decepcionante, si bien no realmente sorprendente".

"Dado el estado de los Derechos Humanos en el mundo de hoy, Estados Unidos debería estar dando un paso al frente, y no un paso atrás", ha dicho en un mensaje publicado en la red social Twitter.

El secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, ha aseverado que "el Consejo de Derechos Humanos permite abusos al absolver a los responsables de los mismos con su silencio y sus falsas condenas a aquellos que no han cometido delito alguno".

HRW asegura que no es «una sorpresa»

Por su parte, la organización no gubernamental Human Rights Watch (HRW) ha dicho que la decisión "no es una sorpresa" y ha recordado que "Estados Unidos ha estado amenazando con retirarse del Consejo de Derechos Humanos desde que el presidente (Donald) Trump asumió la Presidencia".

"Trump ha decidido que 'América primero' significa ignorar el sufrimiento de los civiles en Siria y de las minorías étnicas de Birmania en Naciones Unidas", ha dicho el director ejecutivo de la ONG, Kenneth Roth.

En este sentido, ha sostenido que la decisión estadounidense "es un triste reflejo de una política unidimensional sobre Derechos Humanos en la cual Estados Unidos defiende los abusos de Israel ante las críticas por encima del todo".

"Al retirarse, Estados Unidos no sólo da la espalda a la ONU, sino a las víctimas de los Derechos Humanos en todo el mundo, incluido Siria, Yemen, Corea del Norte y Birmania", ha explicado Roth.

"Ahora otros gobiernos tendrán que redoblar sus esfuerzos para garantizar que el consejo aborda los problemas más graves del mundo en materia de Derechos Humanos", ha remachado.

El ministro de Exteriores de Reino Unido, Boris Johnson, ha calificado la decisión de Washington de "lamentable" a pesar de que Reino Unido espera ver cambios en el Consejo de Derechos Humanos de la organización.

"No es un secreto el hecho de que Reino Unido quiere ver reformas en el Consejo de Derechos Humanos, pero nos hemos comprometido a trabajar a fondo para mejorar el consejo desde dentro", ha asegurado en un comunicado.

Varias ONG han criticado la decisión de la Administración Trump y han advertido de que el "aislamiento" de Estados Unidos sólo perjudicará a los propios estadounidenses.