Las mascarillas son obligatorias desde este lunes en el transporte público británico. / reuters

El G7 urge a la acción para mitigar la «amenaza» de Ómicron

El Reino Unido, convocante de la cumbre, registra ya once casos y teme que se esté dando una transmisión comunitaria

LOURDES GÓMEZ Corresponsal en Londres

Los ministros de Salud del llamado Grupo de los Siete (G7) alertaron este lunes de que la «comunidad global» se enfrenta a la «amenaza de una altamente transmisible» nueva variante de coronavirus, que requiere «urgente acción». Pero no se anunciaron medidas prácticas en la reunión que mantuvieron por videoconferencia los responsables de sanidad del Reino Unido, Estados Unidos, Canadá, Japón, Alemania, Francia e Italia, salvo el compromiso de reunirse de nuevo en diciembre.

El comunicado aprecia el «trabajo ejemplar» de Sudáfrica al identificar e informar con celeridad de esta nueva variante designada técnicamente con el código B.1.1.529 y reafirma la «relevancia estratégica de asegurar» acceso a las vacunas y ayuda operativa a todos los países. Las restricciones de viaje desde o hacia Sudáfrica aprobadas por cada vez mayor número de países desde el pasado jueves provocó este lunes una nueva queja de las autoridades de Pretoria, que pidieron su anulación inmediata.

Los ministros del G7 se comprometieron igualmente a colaborar con la Organización Mundial de Salud y «socios internacionales» para compartir información sobre Ómicron y vigilar su evolución.

En Reino Unido se habían detectado once infecciones de la variante hasta anoche y se daba por seguro que saldrán más. «Esperamos que los casos aumenten en los próximos días», anunció el titular de Sanidad, Sajid Javid. El ministro justició las «proporcionadas» restricciones que entraron en vigor en la madrugada –desde cuarentena de 48 horas a los que entren en el país al requerimiento legal de usar mascarilla en el transporte público– como «estrategia para ganar tiempo y fortalecer las defensas» mientras los científicos investigan la peligrosidad de la Ómicron.

Javid informó a los diputados que se propaga «muy rápidamente, puede impactar en la efectividad» del tratamiento del covid con el fármaco Ronapreve y reducir la inmunidad de las vacunas aprobadas hasta la fecha. Se estima que los contagios con esta variante son probables entre los vacunados, sin causar hospitalizaciones ni defunciones entre ellos.

Inyección de refuerzo

«Aunque es posible que nuestras vacunas sean menos efectivas, es altamente improbable que no sean efectivas contra enfermedad grave», indicó a los Comunes. Por tanto, el Gobierno quiere intensificar el programa de vacunación y administrar lo antes posible una inyección de refuerzo a los mayores de 18 años, una cuarta vacuna a los inmunodeficientes y una segunda dosis a niños de 12 a 15 años. Para ello, reducirá el periodo recomendado entre el segundo y tercer pinchazo de los seis meses iniciales a tres.

Europa aumenta cada hora el número de contagios registrados de esta nueva cepa. El más llamativo se dio en Portugal, donde se detectaron al menos trece casos entre futbolistas del Belenenses SAD, que habían viajado recientemente a Sudáfrica. Las autoridades sanitarias de Austria y República Checa confirmaron también sendos casos de la variante, correspondientes a dos personas que habían visitado países africanos recientemente. Y Suecia dio a conocer su primer caso, en una persona que se había hecho un test hace una semana, tras volver de Sudáfrica.