"Think In Innovation", el hackatón que acerca la universidad a la empresa

Este fin de semana se celebró Think In Innovation, un hackatón promovido por el Grupo Lopesan y por la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (ULPGC). El evento es el resultado de cuatro años de trabajo y la convicción de que la innovación pasa por abrir puertas al talento.

Pablo Lorenzo, director corporativo de inversiones, mantenimiento y calidad del Grupo Lopesan, y Óscar Herrera, director de sistemas y comunicación de la compañía, están convencidos de que un hackatón es un buen recurso para fomentar la innovación en la empresa.

"Think in innovation es una iniciativa de Lopesan que nace en 2012, con el objetivo de captar el talento y el conocimiento dentro de la organización", comenta Herrera. Él mismo data el origen de esta aventura cuando quiso mejorar los procesos internos de la empresa y se preguntó qué ejercicio podían hacer para captar ideas entre el personal. "Lanzamos un concurso interno en el que preguntamos cómo podíamos mejorar los procesos basados en la tecnología en cualquier ámbito de la empresa. Recibimos veinte ideas y nos quedamos gratamente sorprendidos con la respuesta", afirma. "La aplicación que ganó fue la que ideó el responsable de audiovisuales del Hotel Costa Meloneras para Lopesan".

Debido al éxito de convocatoria, repitieron al año siguiente y el resultado volvió a sorprender. Más de treinta ideas, como la de un maletero del Baobab que indicó cómo trazar el equipaje de un huesped desde que llega hasta que se va. Este proyecto lo están desarrollando actualmente.

"En 2014 empezamos a interactuar con la ULPGC y pensamos en abrirlo a la sociedad", sigue Herrera. Nacieron así tres categorías: In Talent, para empleados, Open Talent, para la sociedad, y Guest Innovation, para los clientes. El resultado volvió a sorprender.

Este año decidieron montar el hackatón, después de visitar el Hack For Good en abril y gustarles la iniciativa. El resultado ha superado todas las expectativas, con 85 hackers y alta participación del personal del Grupo.

Para Lorenzo, "la innovación está impresa en el ADN de Lopesan. Históricamente hemos buscado la forma de innovar en todos los procesos de la compañía. Los 4.000 empleados de la compañía poseen un espíritu innovador y en este tipo de eventos es donde recogemos los frutos de esta cultura. No hay que olvidar que algunos proyectos es posible que se pongan en marcha".

Reconocen su sorpresa ante la motivación de los hackers. "No vienen por el premio, sino para trabajar cerca de la empresa", afirma Herrera. Para Lorenzo, a los participantes les motiva la posibilidad de poder desarrollar su idea, contando con los recursos que la empresa pone a su disposición. "Queremos gente así, con ilusión", indica.

El éxito del hackatón augura un buen futuro para la iniciativa Think In Innovation y, sin haber terminado esta convocatoria, ya están pensando en como mejorar la del año que viene. Siempre con la vocación de innovar y captar el talento.