Borrar
Imagen de archivo del pasado viernes 5 de enero. Efe
Los pasajeros de un vuelo Gran Canaria-Bilbao pernoctan en Barcelona y siguen el viaje en guagua

Los pasajeros de un vuelo Gran Canaria-Bilbao pernoctan en Barcelona y siguen el viaje en guagua

Pueden tardar 24 horas en realizar un recorrido que debía durar tres horas

Efe

Domingo, 7 de enero 2024, 14:21

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

La huelga de Iberia ha provocado que los 180 pasajeros de un vuelo que salió este sábado de Gran Canaria en dirección a Bilbao hiciera escala para pernoctar en Barcelona, desde donde retomarán el viaje en guagua, con lo que pueden tardar unas 24 horas en cubrir un trayecto que debía durar solo tres.

Los ocupantes del vuelo de la compañía Vueling, una de las más afectadas por el paro de los trabajadores del servicio de asistencia en tierra de Iberia, deambulaban entre indignados y resignados esta mañana de domingo en la terminal 1 del aeropuerto de El Prat de Barcelona.

«Salimos ayer de Gran Canaria con tres horas de retraso porque las maletas no se cargaban y sabíamos que no podríamos llegar a Bilbao porque el aeropuerto cierra a las 12 de la noche«, ha explicado a EFE José Ignacio Orderiza, uno de los pasajeros, natural del País Vasco.

Según su relato, la compañía les comunicó que les enviaba a Barcelona, donde llegaron hacia la una y media de la madrugada y que les «tuvieron tirados en el aeropuerto, con niños durmiendo por el suelo y todo» hasta las 4.30 o 5.00 horas, cuando apareció un autobús que les llevó a un hotel.

«Nos han levantado a las 9.00 horas para traernos de vuelta al aeropuerto diciéndonos que volaríamos en avión y ahora nos dicen que iremos en tres guaguas«, ha dicho, recordando que el trayecto por carretera es de unas 8 horas y media.

En la terminal 1 del aeropuerto de Barcelona se encontraban esta mañana también otros viajeros afectados también por la huelga del 'handling' de Iberia, que cumple hoy tres días.

Es el caso de Natalia que acaba de llegar sin sus maletas de Bogotá (Colombia) después de hacer escala en Madrid, donde le han dicho que se ha quedado su equipaje, o de una pareja que se ha encontrado con que se ha cancelado su vuelo de Barcelona a Madrid y se disponían a comprar billetes para hacer el trayecto en AVE.

En cambio, Verónica Flores, que tenía previsto tomar un avión hacia México con escala en Madrid, se ha mostrado sorprendida porque ha llegado con mucha antelación al aeropuerto por miedo a tener problemas y se ha encontrado con que «no hay ni colas ni nada«. »Ahora nos sobra el tiempo«, ha asegurado.

La Asociación Española de Consumidores (Asescon) anima a los pasajeros que padezcan problemas con su equipaje a presentar reclamaciones en los propios aeropuertos, al tener derecho a recibir una compensación económica por los productos transportados que sean urgentes y necesarios, siempre que se cuente con una factura que acredite el gasto.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios