Borrar
Imagen de una fábrica de automóviles. C7
El sector del automóvil canario factura 2.300 millones en 2023 pero su rentabilidad cae
Informe anual de Fredica

El sector del automóvil canario factura 2.300 millones en 2023 pero su rentabilidad cae

Los concesionarios canarios cerraron un 2023 positivo pero siguen sin obtener el mismo nivel de beneficios que en los años prepandemia

Javier Sheng Pang Blanco

Las Palmas de Gran Canaria

Miércoles, 24 de enero 2024

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

El sector del automóvil de Canarias cerró un año 2023 bastante positivo en líneas generales, con una facturación de 2.300 millones de euros, lo que representa el 5,62% del total nacional, que llegó a los 41.500 millones. Un dato que al comienzo del curso, dada la incertidumbre existente tanto en el plano económico como en el social, provocada por la continuidad de los confilictos bélicos que han persistido durante todo el año, una inflación e incremento de los tipos de interés muy acuciantes y la inestabilidad política se presentaban como una cifra difícil de alcanzar.

En el cómputo total del año, Canarias matriculó 53.404 coches, casi un 20% más que en 2022, impulsado principalmente por el aumento del 55% en el canal del 'rent a car', que ya representa un tercio del mercado.

En su informe anual del sector de la automoción en las islas, la Federación Regional de Empresas Importadoras y Distribuidoras del Automóvil de Canarias (Fredica) valoró que estos datos de facturación no implican mejores resultados para los concesionarios canarios. Su rentabilidad se situó en torno al 1,56% de media, suponiendo una reducción del resultado respecto al ejercicio 2022 y a los años previos a la pandemia, en donde se rondó el 2%.

Baja rentabilidad

La rentabilidad del sector se redujo al 1,56% de los ingresos. Pese a ello sostuvo el empleo: da trabajo a 6.500 personas

No obstante, desde Fredica subrayan que esta recuperación, gracias a la fortaleza del sector turístico en las islas, ha sido más rápida de lo esperado, lo que está permitiendo mantener el nivel del empleo, la actividad en gran parte de sectores y, de manera muy directa, e igualmente, al sector del automóvil, donde siempre se debe recordar la importancia del sector turístico y su directo efecto sobre el mercado de alquiler de vehículos sin conductor, ello dejando a salvo las dudas que plantea la pérdida de volumen en la venta a particulares.

Dentro de la facturación, la mayor cifra de negocio la aporta el departamento de venta de vehículos nuevos, con el 64,8% de la facturación, seguido del departamento de taller (19,4%), recambios (10,6%) y venta de vehículos usados (5,2%).

Subida de precios

Respecto al precio de los vehículos, tanto de vehículos nuevos como de ocasión, han sufrido en Canarias una escalada de precios derivado de distintos motivos, con una demanda que se contuvo fundamentalmente por los retrasos en la entrega de los vehículos nuevos, derivados de la falta de suministros y la crisis de los microchips, lo que incrementó sus precios, al tiempo que desviaba mercado hacia el vehículo de ocasión, produciéndose el mismo resultado respecto a los precios por la escasez de oferta.

Durante el pasado curso, el sector empleó de manera directa en torno a las 6.500 personas, presentando un nivel de plantillas, semejante a los años pre-pandemia. Después del fuerte parón por la crisis del covid y la correlativa crisis motivada por el conflicto bélico de Ucrania, ambas circunstancias que tuvieron un fuerte impacto sobre el sector, la distribución del automóvil en Canarias se ha ido reponiendo, señaló Rafael Pombriego, presidente de Fredica. A su vez, resaltó que la mayoría de las sesenta empresas que se dedican a la distribución oficial mantienen un empleo estable y, en buen parte, de alta cualificación.

El parque móvil más antiguo

A fecha de noviembre de 2023, el parque móvil de las islas alcanza un total de 1,85 millones de vehículos, un 2,68% más que en noviembre de 2022, en parte, producido por el descenso en las bajas de vehículos, que cayeron casi un 5% con respecto al pasado curso. La cifra de 2023 es la segunda más baja de la última década, por encima de la de 2016 y muy lejos de las 750.000 unidades que deberían tratarse como mínimo, atendiendo al parque de vehículos existente y su antigüedad. Estos datos reflejan que Canarias ostenta una baja renovación de su parque móvil siendo el más antiguo del país con una media superior a los 15 años.

La electrificación del parque móvil, estancada

El proceso de descarbonización del parque móvil en Canarias no avanza según lo deseado. Pese a que los vehículos nuevos, con sus emisiones notablemente inferiores ayudan a este proceso, la electrificación del parque, objetivo preferente de las administraciones públicas está siendo muy lenta. Con un precio medio que ronda los 34.000 euros, solo representa un 3,5% del mercado.

El motor de combustión de gasolina sigue acaparando casi la mitad del parque (46%), con amplia diferencia respecto al resto de motorizaciones.

El vehículo que sigue perdiendo terreno es el de gasoil, que baja hasta el 1,7%. Cuota de mercado que está absorbiendo el vehículo híbrido, que sumando sus diferentes tipos, acapara más del 17% de las matriculaciones.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios