Interior de la Bolsa de Madrid. / efe

El Ibex pierde un 1,8% presionado por las renovables

El selectivo sufre para mantener los 8.300 puntos con los inversores muy pendientes de la variante ómicron

Clara Alba
CLARA ALBA

La volatilidad retorna con fuerza a los mercados europeos después de confirmarse el primer caso de la variante ómicron en EE UU. Y todo apunta a que el cierre del año, en el que los inversores aprovechan además para reordenar sus carteras de cara ya al nuevo ejercicio, seguirá esta tendencia de subidas y bajadas al compás de las nuevas informaciones en torno al impacto del virus en la recuperación económica.

El Ibex vuelve a ceder terreno con fuertes pérdidas del 1,8% y a punto de perder los 8.300 puntos al cierre. Unos descensos que han sido más moderados en Europa y que ha obviado por completo el rebote en Wall Street.

Sin embargo, esta vez no han sido los valores turísticos los que han lastrado al selectivo, sino las compañías renovables. Así, en la parte baja de la tabla destacan los descensos de Solaria (-5,55%), Iberdrola (-4,27%), Siemens Gamesa (-3,55%) y Acciona (-2,70%).

Por el lado contrario, han terminado 'en verde' CIE Automotive (+1,11%), Repsol (+0,82%), Ferrovial (+0,67%), ArcelorMittal (+0,67%) e IAG (+0,22%).

Inditex mantiene el protagonismo a la espera de que el valor recupere todo lo perdido en la sesión del martes tras anunciar la salida de Pablo Isla de la presidencia de la compañía, que a partir de abril ocupará Marta Ortega. Sus títulos rebotaron un 4,5% el miércoles tras hundirse un 6% en la jornada anterior. Hoy, el valor pierde un 2,4% hasta los 28,4 euros.

Todos atentos también a la evolución de BBVA, que afronta el enésimo capítulo de la crisis turca con la dimisión del ministro de Finanzas del país, que en las últimas semanas se había opuesto a la política de bajada de tipos impuesta por Erdogan al banco central de la región. Una medida que mantiene los descensos de la lira, que ya suman un 40% en lo que va de año respecto al euro pese a las intervenciones directas que se han llevado a cabo en el mercado de divisas. Sus títulos caen un 0,94% al cierre.

Los inversores también han estado muy atentos a la evolución del mercado de materias primas, con la reunión de la OPEP+ para decidir si mantiene el ritmo de bombeo de 400.000 barriles mensuales que ha venido marcando desde el pasado agosto. Finalmente, se mantiene la hoja de ruta y la decisión de ajustar al alza la producción general mensual en 0,4 millones de barriles diarios en enero de 2022.

El precio del barril de Brent, de referencia en Europa, se ha mantenido tras la decisión con subidas del 1,5% hasta el entorno de los 70 dólares, mientras que el estadounidense West Texas se recupera hasta los 66 dólares.