Parqué de la Bolsa de Madrid / europa press

El Ibex fracasa en su asalto al 8.600 lastrado por la banca

Las bolsas europeas permanecen en el rango lateral de los últimos días a la espera de nuevos catalizadores que podrían encontrarse en los resultados en Wall Street

CLARA ALBA Madrid

Nueva sesión de escasos movimientos para las bolsas europeas, que esperan recoger más referencias de los primeros resultados empresariales en Wall Street para definir una tendencia clara. Tras recuperar el miércoles un 0,8%, el Ibex 35 cede un ligero 0,2% al cierre hasta los 8.571 puntos.

El principal lastre para el selectivo, que ha frustrado el ataque a los 8.600 puntos que se tocaron en la apertura, ha sido el sector bancario, con caídas del entorno del 3% para BBVA y Banco Sabadell y de más del 2% para Santander y CaixaBank. Las entidades reaccionan así al retroceso que se está viviendo en la rentabilidad de los bonos a largo plazo.

A partir de ahora, todas las esperanzas de las subidas están puestas en la temporada de cuentas trimestrales, que debe demostrar que los beneficios de las compañías han pasado página del impacto de la pandemia. Sobre todo en sus previsiones para el conjunto del ejercicio. Así lo hicieron ayer tres grandes bancos de Wall Street, Goldman Sachs, JP Morgan y Wells Fargo, que batieron todas las previsiones con sus resultados.

Hoy ha sido el turno de otras grandes cotizadas como Citigroup o Bank of America, que tampoco han defraudado con sus cuentas.

Dentro de la bolsa española, en el lado de las ganancias destaca Meliá Hoteles, que avanza un 1,3% hasta los 6,6 euros tras una mejora de recomendación por parte de los analistas de Société Générale, desde 'mantener' hasta 'comprar', elevando también el precio objetivo de la cadena hotelera de 7,4 euros a 8,5 euros por acción. Subidas también del 1,5% para IAG.

Sin embargo, ha sido Cellnex el valor que ha liderado al selectivo, con subidas del 3,8%, en el último día de cotización de los derechos preferentes de suscripción de la ampliación de capital en curso.

Mientras, y con el euro en 1,1974 dólares, los precios del petróleo recuperan cierta calma tras el fuerte repunte de la jornada anterior después de que la Agencia Internacional de la Energía (AIE) anticipasen una mejora en las previsiones de la demanda de crudo acompañando al proceso de recuperación económica global.

El barril de Brent, de referencia en Europa, cotiza plano en unos 66,5 dólares, mientras que el West Texas (EEUU) se sitúa en 63 dólares.

También hay que hablar este jueves de las criptodivisas, tras el espectacular estreno bursátil de Coinbase en el índice Nasdaq mediante un proceso de listing. El debut del mayor broker de criptomonedas, que despidió su primer día en el parqué con un repunte del 30% (aunque llegó a superar el 70% en su apertura), ha reactivado el interés de compra por el bitcoin, que repunta otro 2% hasta rozar los 62.900 dólares. Todo a pesar de que la Reserva Federal de EEUU (Fed) ha vuelto a advertir del carácter especulativo de la criptodivisa.