Borrar
Interior de la Bolsa de Madrid. efe
El miedo a la recesión provoca un nuevo revés en las Bolsas

El miedo a la recesión provoca un nuevo revés en las Bolsas

El Ibex-35 pierde los 8.100 puntos ante el temor a que la lucha contra la inflación de los bancos centrales derive en frenazo económico

Jueves, 16 de junio 2022, 08:06

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Compartir

Era previsible. La 'minitregua' en el mercado tras la subida de tipos en EEUU y la reunión de urgencia del BCE por las recientes tensiones en los bonos soberanos apenas ha durado 24 horas.

Las Bolsas mundiales volvieron a caer con fuerza dejando en evidencia que los inversores no se lo pondrán nada fácil a los bancos centrales en su decisión de acelerar la retirada de estímulos. «La lucha contra la inflación es ahora la prioridad de la Reserva Federal (Fed) y si una recesión es el precio a pagar para defender su credibilidad, está dispuesta a hacerlo», aseguran los analistas de la gestora Federated Hermes.

El miedo al frenazo económico resurgió entre los inversores, que además tuvieron que lidiar con un movimiento completamente inesperado:la subida de tipos –por primera vez desde 2007 y en 50 puntos básicos– del Banco Central de Suiza. La decisión llegaba además tras la del Banco de Inglaterra, que volvió a elevar sus tasas de referencia por quinta vez consecutiva, añadiendo más presión al BCE de cara a su próxima reunión de junio.

Mientras en Wall Street los números rojos dominaron las negociaciones –con el Dow Jones perdiendo los 30.000 puntos por primera vez desde enero de 2021– en Europa las caídas superaron el 3%en Alemania e Italia, mientras que el Ibex-35 aguantó con un descenso del 1,1% por debajo de los 8.100 puntos.

Por el lado de las caídas, han destacado ArcelorMittal (-5,32%), IAG (-5,29%), Acerinox (-4,55%), Repsol (-3,97%), Fluidra (-3,87%), PharmaMar (-3,87%) y CIE Automotive (-3,54%).

Enagás (+2,06%), Red Eléctrica (+1,89%), Naturgy (+1,69%), Cellnex (+1,67%), CaixaBank (+0,64%), Meliá (+0,38%), Indra (+0,29%) y Solaria (+0,25%) han sido las empresas que han cerrado en positivo en la sesión de hoy.

El compromiso del BCE para evitar que los costes de financiación se disparen en los Estados más endeudados, como España o Italia, sí permitió relajar algo la tensión en los bonos soberanos. En concreto, la rentabilidad del bono español a diez años se mantiene por debajo del 3%, con la prima de riesgo (que indica la rentabilidad extra que los inversores piden para comprar deuda española frente a la alemana) ha caído en solo dos sesiones de 137 a 117 puntos básicos.

Los expertos, no obstante, llaman a la prudencia. «Crear un programa de compra de deuda 'ad hoc' que conlleve el aumento de la masa monetaria, es difícilmente defendible», indica Juan J. Fernánez-Figares, analista de Link Securities. Advierte, además, que los países del norte de la región no admitirán un programa que no conlleve condicionalidad.

Más allá de la renta variable y de la renta fija, la evolución de las distintas políticas monetarias dejan un claro protagonista al que los inversores deberían prestar atención: el cruce entre euro y dólar. Con la escalada de tipos de la Fed, el billete verde se ha ido fortaleciendo en los últimos meses, con un repunte más notable en las últimas sesiones que el miércoles dejó el cruce en 1,038 dólares, aunque se recuperó ligeramente a 1,05 dólares.

Algunas voces apuntan ya a la inevitable llegada de la paridad entre ambas monedas, algo que a corto plazo podría ser acogido con optimismo ante los beneficios que una moneda 'barata' puede tener sobre las exportaciones. Pero cuidado, un euro débil a medio plazo puede traer enormes problemas para la economía de la región. Sobre todo en la factura energética, pues hay que recordar que Europa importa buena parte del petróleo que utiliza. Y este se negocia y se paga en dólares.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios