reuters

La Junta directiva de Twitter aprueba por unanimidad el acuerdo con Musk

El multimillonario avisó este martes que aún hay «asuntos sin resolver» para poder concluir la compra de la red social

Fernando Morales Rodriguez
FERNANDO MORALES RODRIGUEZ

La Junta Directiva de Twitter ha respaldado por unanimidad el acuerdo alcanzado a finales de abril para la venta de la compañía al multimillonario Elon Musk y ha pedido a los accionistas que la respalden. Aún así, esto no significa que el proceso de compra, paralizado por el propio magnate en el mes de mayo, haya llegado a su fin, ni tan si quiera que pueda finalizar con Musk como propietario de la red social. El multimillonario ha avisado que aún faltan detalles para poder hacer efectivo el acuerdo.

«La junta directiva de Twitter, luego de considerar los factores descritos con más detalle, unánimemente determinó que el acuerdo de fusión es aconsejable y la fusión y las demás transacciones contempladas por el acuerdo de fusión son justas, convenientes y en el mejor interés de Twitter y sus accionistas», ha informado la empresa a la Comisión del Mercado de Valores de Estados Unidos (SEC).

De esta forma, la junta directiva de la compañía ha recomendado votar a favor de la adopción del acuerdo de fusión en la junta extraordinaria que será convocada para someter la operación al juicio de los accionistas. Una reunión que aún no está convocada y que estará condicionada a los movimientos del hombre más rico del mundo, que sigue reclamando informes que respalden que el número de cuentas falsas presentes en la red social sean inferiores al 5% del total de usuarios.

Pero a pesar del respaldo de la Junta Directiva, el también dueño de Tesla avisó este mismo martes de que aún hay «asuntos sin resolver» sobre un proceso de compra envuelto en polémica desde el primer momento y que está acordado, por 44.000 millones de dólares (41.829 millones de euros).

Musk paralizó el proceso y llegó a amenazar con retirar el acuerdo si la compañía no le aportaba documentos que acreditasen que el número de cuentas falsas era inferior al 5% del total de usuarios. Además, acusó a la dirección de la red social de un «incumplimiento sustancial» de sus obligaciones en virtud del acuerdo de fusión. Una amenaza que acabó con el anuncio de la compañía de aportar al multimillonario los datos de todos los usuarios y tweets reflejados en la red social durante sus 16 años de vida.

Pero a estas estimaciones, Musk ha añadido que para cerrar la decisión están aún pendientes otros dos asuntos: la financiación y el voto afirmativo de los accionistas. «Está también la cuestión de si la parte de la deuda de la ronda se unirá y luego los accionistas votarán a favor», explicó Musk durante una entrevista con Bloomberg en el marco del Foro Económico de Catar, donde aseguró que, en el caso de materializarse la compra, su intención pasa por «impulsar el producto» en Twitter, aunque no necesariamente supondría convertirse en el consejero delegado.