Los 20 Grand Slams que asentaron a Federer en el olimpo

El tenista de Basilea atesora ocho trofeos de Wimbledon, seis del Abierto de Australia, cinco del US Open y uno de Roland Garros

Óscar Bellot
ÓSCAR BELLOT Madrid

Nick Potts (EP)

1

Wimbledon 2003

Sin cumplir aún los 22 años, Roger Federer ponía la primera piedra en su ascenso al olimpo del deporte reinando por primera vez en la Catedral del tenis. El de Basilea, que había sucumbido en octavos de final del Abierto de Australia y que caería también en la misma ronda del US Open durante esa campaña, empezó a fraguar su leyenda en Wimbledon al alcanzar la final del principal torneo sobre hierba y derrotar en ella al australiano Mark Philippoussis por 7-6 (5), 6-2 y 7-6 (3). Ese año lo cerraría campeonando asimismo en Dubái, Halle, Marsella, Múnich y Viena, lo que le sirvió para culminar la temporada de su despegue como número 2 del mundo.

2

Abierto de Australia 2004

El de 2004 sería un año arrollador en la carrera de Roger Federer, que se llevó el gato al agua en casi todas las competiciones en las que participó, incluyendo el Abierto de Australia, Wimbledon y el US Open. Roland Garros fue el único Grand Slam que escapó al poderío del suizo, que se vio frenado en tercera ronda por el brasileño Gustavo Kuerten. El aldabonazo inicial lo dio en Australia donde, después de eliminar al español Juan Carlos Ferrero en semifinales, sojuzgó en la final al ruso Marat Safin por 7-6 (3), 6-4 y 6-2. De esta forma, Federer se encaramó el primer puesto del ranking mundial.

Anja Niedringhaus (AP)

3

Wimbledon 2004

La final de Wimbledon de 2004 fue un choque de trenes entre Roger Federer y Andy Roddick. Separados por una corta distancia en el ranking mundial, el estadounidense se anotó el primer set y cobró ventaja también en la segunda manga. Pero en ese momento apareció la lluvia, que sacó del partido al norteamericano. Federer, más dueño de sus nervios, cobró impulso con un tenis superlativo y se adjudicó el triunfo en cuatro sets: 4-6, 7-5, 7-6 (3) y 6-4.

Al Bello (Afp)

4

US Open 2004

Federer se ciñó su tercera corona en un grande aquel fabuloso 2004 en Flushing Meadows. El camino del suizo tuvo un obstáculo titánico en cuartos, donde tuvo que disputar cinco extenuantes mangas para inclinar a Andre Agassi. Tras convertir al británico Tim Henman en víctima propiciatoria en semifinales, el suizo abordó el duelo decisivo frente a Lleyton Hewitt. El australiano vivía su época de esplendor por entonces, pero Federer fue un auténtico huracán para el oceánico y resolvió el encuentro en tres mangas, endosándole incluso un par de roscos a su adversario: 6-0, 7-6 (3) y 6-0.

Kevin Lamarque (Afp)

5

Wimbledon 2005

El tercer entorchado en el All England Tennis Club lo sumaría Roger Federer superando de nuevo al estadounidense Andy Roddick en la final por 6-2, 7-6 (7/2) y 6-4. El suizo, que había contratado a Tony Roche como entrenador aquel año, igualaba, con su tercer entorchado consecutivo en la Catedral del tenis, el registro que había establecido el sueco Björn Borg en los años ochenta y demostraba que la hierba de Londres no tenía ningún tipo de secreto para él.

Timothy A. Clary (Afp)

6

US Open 2005

Nueva York volvió a sonreír a Roger Federer por segundo año consecutivo. El suizo tuvo esta vez como oponente en la final al ídolo local Andre Agassi, al que doblegó por 6-3, 2-6, 7-6 (1) y 6-1. «Roger Federer no me dio ninguna oportunidad en la final del US Open 2005», reconoció el tenista de Las Vegas, que asistía al ascenso imparable de una nueva generación comandada por el genial deportista de Basilea.

Torsten Blackwood (Afp)

7

Australia 2006

El nuevo asalto de un Roger Federer incontenible se produjo en Australia. El de Basilea, campeón allí en 2004 y semifinalista al año siguiente, dio cuenta del alemán Nicolas Kiefer en la penúltima ronda para citarse en la final con Marcos Baghdatis. El chipriota puso en apuros al suizo al ganarle el primer set, pero Federer se revolvió para imponerse en las tres mangas siguientes y acabar adjudicándose la victoria por 5-7, 7-5, 6-0 y 6-2. El número 1 del mundo no tenía freno.

Anja Niedringhaus (AP)

8

Wimbledon 2006

Campeón dos veces ya en Roland Garros, el español Rafa Nadal abordaba su primera final en el All England Tennis Club frente a un señor que había convertido la hierba londinense en su latifundio particular. La diferencia de experiencia pesó en aquel partido, que Federer resolvió en su favor para imponerse por 6-0, 7-6 (5), 6-7 (2) y 6-3 en 2 horas y 50 minutos. El tenista de Basilea vengaba así su derrota a manos del balear el año anterior en la final de Roland Garros.

Shaun Best (Reuters)

9

US Open 2006

De nuevo Andy Roddick se vio desbordado por la clase y la elegancia de un Roger Federer en perpetuo estado de gracia. El suizo, que sumó 92 triunfos y 5 derrotas en aquella temporada que rubricó con 12 trofeos, conquistó su tercer US Open batiendo al norteamericano en cuatro mangas: 6-2, 4-6, 7-5 y 6-1. «Llegué a Nueva York con mucha confianza. Había ganado en Cincinnati y me sentía pletórico. Salté a pista convencido de que podría hacer daño a Roger. No había jugado contra él todavía esa temporada, así que no podía sospechar lo que se me vino encima. Pasó un rato del partido, me sentía competitivo, pero de repente fue como si de una bola de nieve gigante se abalanzara sobre mí cuesta abajo en una montaña», relató en su día el de Nebraska.

10

Australia 2007

El chileno Fernando González no fue rival para Federer en la final del Abierto de Australia de aquel año. EL número 1 del mundo, de nuevo inabordable, se impuso al sudamericano por 7-6 (2), 6-4 y 6-4, elevándose por tercera vez en el Abierto del país oceánico. El chileno había dejado por el camino al germano Tommy Haas y al español Rafael Nadal, pero el de Basilea fue un muro infranqueable.

Bob Martin (AP)

11

Wimbledon 2007

Nadal volvía a interponerse en el camino de Roger Federer en el torneo predilecto del suizo. El español, rey absoluto de París, abordaba el desafío más colosal y, de nuevo, tuvo que rendirse a la magia del de Basilea, que le venció por 7-6 (7), 4-6, 7-6 (3), 2-6 y 6-2 en un partido en el que ambos fueron al límite de sus resistencia. «Después de perder la final de Wimbledon 2007 estuve media hora llorando en el vestuario», confesó en su día el de Manacor, que siempre tuvo una relación de mutua admiración con su adversario.

Timothy A. Clary (Afp)

12

US Open 2007

Acostumbrado a fajarse con figuras del calibre de Agassi o Nadal, el horizonte de Federer se complicaba con la irrupción de un nuevo talento. Novak Djokovic alcanzaba la final del US Open 2007 decidido a alterar el rumbo del tenis. Pero Nueva York asistió a otro triunfo del suizo, que contuvo al serbio y le derrotó por 7-6 (4), 7-6 (2) y 6-4. El balcánico tendría ocasión de desquitarse más adelante.

Shaun Best (Reuters)

13

US Open 2008

El eclosión de Andy Murray sirvió para terminar de configurar lo que en su día de conoció como 'Big Four'. El escocés descabalgó en semifinales a Rafa Nadal, mientras que el suizo daba cuenta de Novak Djokovic en la penúltima ronda. Las espadas estaban en todo lo alto en Flushing Meadows. Pero Federer decantó la final sin excesivos apuros y se impuso por 6-2, 7-5 y 6-2 al británico para levantar su quinto y último trofeo en el Grand Slam estadounidense.

Vincent Kessler (Reuters)

14

Roland Garros 2009

A Roger Federer le restaba por rebasar una última frontera. El polvo de arcilla de París, donde Nadal había empezado a cimentar una hegemonía incontestable, seguía siendo esquivo al talento sin parangón del tenista de Basilea. Pero el sueco Robin Soderling cortó la tiranía de Nadal en la capital francesa al derrotarle en octavos de final. El escandinavo sorprendió a propios y extraños y acabó plantándose en la final. Pero allí le aguardaba Federer, que no desaprovechó la ocasión para conquistar el único Grand Slam que aún no reposaba en las vitrinas de su casa. 6-1, 7-6 (1) y 6-4 fue el resultado de una final con la que el suizo engrandecía su mito.

Stefan Wermuth (Reuters)

15

Wimbledon 2009

Otra final épica consagró a Federer de nuevo como rey de la hierba. El estadounidense Andy Roddick volvía a medirse con el coloso suizo y esta vez estuvo muy cerca de batirle. Cuatro mangas al límite y una última resuelta al borde del infarto depararon un marcador de 5-7, 7-6 (6), 7-6 (5), 3-6 y 16-14, favorable al suizo, que campeonaba por sexta vez en Londres.

16

Australia 2010

Tirando de practicidad, Federer se interpuso de nuevo en el camino de Andy Murray, al que derrotó por 6-3, 6-4 y 7-6 (11) tras dos horas y cuarenta minutos de partido en una abarrotada Rod Laver Arena. El número 1 del mundo volvía a saborear las mieles del triunfo en Australia tres años después y dejaba sin premio al escocés, que seguía aspirando al trono del de Basilea.

Toby Melville (Reuters)

17

Wimbledon 2012

Andy Murray, ídolo de la parroquia británica, enfrentaba otra vez a su ogro en el All England Tennis Club. Pero el escocés acabó llorando tras sucumbir frente al suizo por 4-6, 7-5, 6-3 y 6-4. Era la séptima corona del de Basilea en la hierba londinense, lo que le permitía igualar el registro del estadounidense Pete Sampras. «Difícilmente alguien podría haber ganado a un Federer en tan buena forma: no lo hizo el serbio Novak Djokovic, a quien el suizo derrotó con maestría en las semifinales y a quien desplazó del número uno del mundo, y seguramente tampoco habría podido hacerlo el estadounidense Pete Sampras», resumía el diario 'The Guardian'.

William West (Afp)

18

Abierto de Australia 2017

Rafa Nadal y Federer se citaban en la final del Abierto de Australia, en el enésimo pulso de una rivalidad legendaria marcada por el respeto y la admiración mutua. Esta vez, el partido cayó del lado del suizo, que inclinó al español por 6-4, 3-6, 6-1, 3-6 y 6-3 en otro duelo titánico entre dos de las leyendas más grandes que ha deparado el deporte de la raqueta. 3 horas y 38 minutos necesitó el de Basilea para alzar su quinto título en Melbourne.

Nic Bothma (Efe)

19

Wimbledon 2017

La estrella de Roger Federer empezaba a agotarse, pero aún era capaz de emitir destellos cegadores. Mientras Nadal y Djokovic empuñaban ya el bastón de mando del tenis mundial, el de Basilea se refugió en su torneo fetiche para romper otro récord y dejar un registro sobre la hierba londinense casi inalcanzable. No tuvo piedad del croata Marin Cilic, al que sojuzgó en la final por 6-3, 6-1 y 6-4.

Thomas Peter (Reuters)

20

Australia 2018

Marin Cilic volvió a ser la víctima propiciatoria de Roger Federer en su última conquista de un Grand Slam. El suizo derrotó al croata por 6-2, 6-7 (5), 6-3, 3-6 y 6-1 al término de tres horas y tres minutos de partido que le sirvieron al de Basilea para igualar los seis títulos en Melbourne Park de Roy Emerson y Novak Djokovic.