Borrar
El Olímpico inicia este sábado la final para revalidar su condición de campeón de la Liga Iberdrola. Efe
Súper sábado en el CID: el Olímpico arranca la final y el Guaguas, a sellarla

Súper sábado en el CID: el Olímpico arranca la final y el Guaguas, a sellarla

Voleibol ·

El recinto de la Avenida Marítima acoge a las 16.00 horas el partido de la Liga Iberdrola , desde las 18.30, el de la Superliga

Ignacio S. Acedo

Las Palmas de Gran Canaria

Viernes, 19 de abril 2024, 12:32

Necesitas ser registrado para acceder a esta funcionalidad.

Opciones para compartir

El CID ya está listo para acoger un sábado estelar con los dos partidos que, de manera sucesiva, se disputarán en su cancha. Ambos de trascendencia máxima en el voleibol nacional e, igualmente, con los dos equipos grancanarios que, en categoría femenina y masculina, buscan revalidar sus respectivas coronas nacionales. El Olímpico, ya en la finalísima de la Liga Iberdrola frente al Avarca. Y el Guaguas, en el encuentro que le puede dar el pase a la eliminatoria decisiva por la Superliga si termina de cerrar la serie ante el Melilla, al que ya ganó en el primer partido. Un doble triunfo de los representativos procuraría un avance cualitativo en esta dirección.

Por partes. Abre el turno el Olímpico a las 16.00 horas en su pulso con el Avarca de Menorca y que premiará con el título al primero que logre tres victorias. Considerando que los dos primeros se celebrarán aquí, se abre la opción, de hacer bueno el factor cancha, de acumular un 2-0 favorable antes de ir a Baleares, renta que sería absolutamente definitoria. Pero en la plantilla dirigida por Fran Carballo quieren ir paso a paso y nadie se plantea hacer cuentas más allá del envite inaugural.

El clima de confianza es total y absoluto en un Hidramar que lo ha ganado todo este año (Supercopa, Copa Ibérica y Copa de la Reina) y que asume la condición de gran favorito para ratificar los pronósticos.

«Mi confianza en nuestras posibilidades es máxima, sin desmerecer en absoluto al rival. Si hacemos nuestro juego, ganaremos la Liga», previene, ilusionada, Saray Manzano, capitana y emblema del escudo. Igual o más concluyente resultó el entrenador al aludir a la genética especial de su vestuario: «Cuando llegan los momentos importantes, estas jugadoras se transforman. Y no fallan».

Sin bajar la guardia pese a que los precedentes invitan muy poco a la duda (tres victorias en los últimos tres cruces), el Olímpico espera el empuje de su animosa afición para comenzar a desnivelar la balanza.

En lo que respecta al Guaguas, desde las 18.30 horas, todos los caminos parecen conducir a la gran final por mucho empeño que el Melilla quiera, interponer.

El 0-3 del pasado lunes en tierras norteafricanas ya anuncia que para esta ocasión la suerte correrá por los mismos derroteros ante la superioridad manifiesta de los hombres que lidera Sergio Miguel Camarero, cuya marcha triunfal no tiene freno. Una victoria es el pasaporte ya para plantarse en el último pleito de los playoff. Y siempre contando con la opción de coronarse en el CID luego del liderato abrillantado durante el calendario regular.

La mentalización es máxima ahora que ya asoma en el horizonte la posibilidad de certificar una nueva Superliga, que siempre ocupa la parte central de las aspiraciones pese a que ya son varios títulos en el zurrón en este curso.

Como en el caso del Olímpico, el Guaguas quiere exprimir el viento a favor de sus incondicionales. Que se note que juega en casa, mayormente.

Reporta un error en esta noticia

* Campos obligatorios