Imagen actual de la nueva cubierta y pista de hockey línea del Polideportivo García San Román. / c7

Más de cien obras en siete años

El IMD ha promovido la actividad física y el deporte en los cinco distritos con una serie de obras que han supuesto un auténtico salto cualitativo para la ciudad, potenciando nuevas disciplinas, generando nuevos usos y nuevos puestos de trabajo

CANARIAS7 Las Palmas de Gran Canaria

En los próximos meses, nuevas obras de importancia rediseñarán el paisaje deportivo de Las Palmas de Gran Canaria, dinamizando aún más la actividad física en los cinco distritos. De hecho, más de un centenar de obras de importancia y de nueva creación se han llevado a cabo en la ciudad desde 2015.

Cabe señalar que, en los últimos siete años, el organismo municipal ha cuadruplicado su presupuesto, pasando de los 4,4 millones en 2015 a los 16,3 actuales. Además, el esfuerzo económico para subvenciones de clubes y deportistas ha dado un salto cualitativo en este mismo periodo, alcanzando los 4.647.000 euros cuando siete años atrás se empleaban apenas 623.135,92 años. En definitiva, cifras que se traducen en una inversión per cápita que se ha cuadruplicado también, evolucionando desde los 11 euros destinados al deporte por ciudadano hasta los 43 euros actuales.

Contabilizando los últimos siete años y sumando los proyectos previstos para los próximos, el IMD habrá invertido en más de 47 millones. Y no solo a fútbol, ya que gran parte de esa cuantía irá destinada a potenciar disciplinas consideradas erróneamente como «minoritarias» o alternativas. Todo ello empleado bajo el objetivo de mejorar la salud y la calidad de vida de la ciudadanía con nuevas instalaciones, además de impulsar el deporte federado y los grandes eventos en una ciudad que reúne unas condiciones inmejorables para acogerlos.

Dentro de este panorama de nuevas instalaciones, en breve concluirán los trabajos de la cubierta y pista exterior del pabellón García San Román (406.493 euros), destinada al hockey en línea, que este verano verá la luz este verano.

Al mismo tiempo, Ciudad Alta dispondrá de las nuevas canchas de tenis del Complejo Vicente López Socas (415.500 euros), bautizadas con el nombre de Carla Suárez, en honor a la mejor deportista que ha dado el Archipiélago en este deporte. Una superficie homologada para competiciones internacionales que supondrá un salto cualitativo para el mundo de la raqueta en la capital.

En los próximos meses finalizarán los trabajos de los nuevos vestuarios del campo de fútbol Mundial 82 (857.062,04 euros), en Jinámar. Una intervención que se centra principalmente en la sustitución del actual edificio de vestuarios, actualmente en desuso, por una nueva construcción, más completa y permanente, así como la creación de nuevos equipamientos complementarios para el recinto.

El campo de fútbol de El Lasso (1.788.440 €) será el siguiente en estar a disposición de la ciudadanía, una de las grandes obras de los últimos años que permitirá ampliar el abanico de opciones en el Cono Sur, con una infraestructura moderna que albergará, además, otras actividades gracias a su gimnasio multifuncional.

Para otoño, el IMD espera concluir las obras de acondicionamiento de la cubierta y del pavimento interior del pabellón Juan Beltrán Sierra (1.866.657 €), así como la rehabilitación de la pista principal del polideportivo Jesús Telo (La Isleta) y el acondicionamiento del campo de fútbol José V. Sepúlveda (Pedro Hidalgo), ambos pendientes de definir el presupuesto final.

Más adelante, la reforma del Complejo deportivo Julio Navarro (952.425,05 €) y la reparación del firma y sustitución del césped del campo Pepe Gonçálvez (546.940,83 euros) serán los próximos proyectos que cerrarán este mosaico de propuestas deportivas junto con dos de las grandes joyas con las que contará la ciudad en 2023: el Parque Deportivo de San Lorenzo (2,7 millones de euros), que dispondrá de más de 115.000 metros cuadrados para la práctica 15 deportes, la creación de los campos de fútbol de La Suerte (2,9 millones €) y el nuevo pabellón de Jinámar (3 millones de euros).

A medio plazo, el instituto ha redactado una serie de nuevos proyectos preparados para blindar el futuro deportivo de la ciudad con nuevas instalaciones. Es el caso del futuro Parkour previsto para el Parque Juan Pablo II (174.566,48 euros), la renovación del césped del campo de fútbol de Las Mesas (397.214,71 €), los vestuarios del campo Pepe Gonçálvez (855.618,25 €) y la cubierta de la grada de este mismo recinto (260.877,51 €).

A ello se suma la obra civil (3.240.009,93 €) y equipamientos (1.581.710,31 €) del Parque deportivo de San Francisco de Paula, el acondicionamiento y mejora de las zonas deportivas de la playa de Las Alcaravaneras (800.000 euros), la cubierta y vestuarios del Polideportivo Cono Sur (1.462.807,90 euros), así como la sala de actividades del sótano de este propio edificio (2.726.727,46 €) y el campo de béisbol de La Minilla (3.533,810 euros).

En este crisol de instalaciones, el Ayuntamiento incluye una futura pista de atletismo (5.000.000 €) que se construirá en Las Torres, y la piscina municipal de Jinámar (5.600.000 euros), dos de los grandes proyectos previstos para los próximos años. Asimismo, se están llevando a cabo los proyectos básicos para dar luz verde a la reforma del pabellón Leoncio Castellano (2.424.291,18 euros), uno de los equipamientos icónicos de Tamaraceite.

El concejal de Deportes, Aridany Romero, manifestó que «con estos proyectos estamos actuando principalmente fuera del centro neurálgico e histórico de la ciudad, «deslocalizando» las instalaciones deportivas para tener una visión cada vez más global en esta área, creando el mayor número de equipamientos posibles en los cinco distritos y generando nuevos ejes de atracción para la actividad física».